AHORA: Lazaro Báez fue condenado a 12 años de prisión

"No perder más puntos"

El entrenador de Boca, Carlos Ischia, aseguró ayer que debían vencer a Banfield para no quedar "relegados" y adelantó que "no queda otra" que salir a ganar "todos los partidos" que quedan.

Ischia también resaltó el trabajo de los juveniles Pablo Mouche, autor del gol de la victoria, y Nicolás Gaitán, al ingresar "enchufados" para auxiliar a los que vienen jugando desde el inicio. "Ojalá que tuviera la posibilidad de que todas las veces que haga un cambio el que entre haga un gol o que los jugadores que entren sean los que desnivelen. Sería siempre lo ideal".

Ischia admitió que podría haber ganado el que primero hacia el gol, al sostener que el "primer tiempo estuvo muy complicado", pero señaló que "en el segundo nosotros mejoramos mucho y perdimos tres o cuatro goles ahí abajo del arco".

Sobre lo que se viene, sobre todo el clásico del domingo ante San Lorenzo, Ischia admitió que "tenemos que ganar todos los partidos y lógicamente se complica, pero ahora lo que hicieron ellos lo tenemos que hacer nosotros y pensar que hay que salir a ganar y no queda otra".

Ischia, ahora más calmado tras los conflictos internos, reivindicó a los jugadores y también resaltó el trabajo de ayer de Juan Román Riquelme. "Estuvo muy bien. Le pegan mucho y hay que estar con la camiseta que tiene él y los dos perros de presa que tiene atrás. Bancárselo no es fácil pero metió tres o cuatro pelotas muy buenas. Para nosotros es un jugador fundamental", concluyó.


Comentarios


"No perder más puntos"