Nuevo allanamiento en la empresa Litoral Gas

Definen si demolerán lo que quedó del edificio.



#

La explosión y derrumbe de una de las torres dejaron como saldo 21 personas muertas.

ROSARIO (DyN) - La Justicia volvió a allanar ayer la empresa Litoral Gas, donde se incautó de computadoras en busca de información para determinar la cadena de responsabilidades por la explosión en un edificio de Rosario, mientras autoridades de la comuna y la provincia analizaban un plan de reparaciones y el estado de la estructura que quedó en pie en la calle Salta. Tras el hallazgo el lunes de los últimos cadáveres de las 21 personas que murieron por la explosión de hace una semana, fuentes judiciales destacaron que los rescatistas preservaron en sobres cerrados “llaves, documentos y dinero” que encontraron para que los puedan recuperar sus dueños. En tanto, el juez correccional Juan Carlos Curto ordenó ayer un segundo allanamiento que concretó Gendarmería Nacional en oficinas de la empresa proveedora de gas en Rosario, donde se secuestró documentación y computadoras. En la causa abierta por “estrago culposo agravado” seguía detenido ayer Carlos García, el gasista matriculado que el martes 6 de agosto trabajaba en el edificio en el momento del escape. La fiscal Graciela Argüelles, quien instruye la causa junto al juez, afirmó que habrá más citaciones al personal de Litoral Gas para que expliquen los protocolos de seguridad de la firma. El fiscal de Cámara, Guillermo Camporini, dijo ayer que en la investigación “no se descarta nada” y remarcó que ahora “se está en la etapa de reunir todos los elementos”. El funcionario judicial añadió que “hasta ahora se podría hablar de negligencia o impericia, pero nada lleva a que haya tenido intención del resultado que obtuvo”. Por su parte, la intendenta Mónica Fein analizó ayer con el gobierno provincial un plan de reparaciones para viviendas y comercios damnificados por el siniestro, para “devolver paulatinamente las condiciones de habitabilidad” a los inmuebles afectados por la explosión. En ese marco, se repararán aberturas, mampostería y vidrios, y se realizará la limpieza de espacios comunes en las viviendas. El secretario de Protección Civil, Marcos Escajadillo, dijo que en la calle Salta al 2100 se dispuso un sellado por personal de la policía provincial, Gendarmería y Prefectura, mientras los ingenieros evaluaban las estructuras de los edificios linderos. Respecto de la posibilidad de demoler las dos torres de Salta 2141 que permanecieron en pie tras la explosión, indicó que eso “todavía no está previsto, pero se definirá en las próximas horas”. “La prioridad era rescatar a las personas y ahora se verá el grado de afectación que tuvieron los inmuebles”, explicó a radio LT8.

Explosión en Rosario


Comentarios


Nuevo allanamiento en la empresa Litoral Gas