Obama se impuso en tres estados y la interna demócrata sigue peleada

El senador ganó en los “caucuses” de Washington, Nebraska y en Lousiana celebrados ayer y consolida sus chances para ganarle a Hillary Clinton la candidatura presidencial de su partido.

#

Barack Obama se impuso hoy en los "caucuses" demócratas de los estados de Washington, Lousiana y Nebraska, lo que redujo la ventaja de Hillary Clinton en la carrera por la nominación presidencial, mientras el republicano Mike Huckabee ganó en Kansas y Luisiana. El senador por Illinois ganó en Washington (que repartió 97 delegados) y Nebraska (31) por más de 30 puntos porcentuales de ventaja, mientras en Louisiana (66) la ventaja rondó los 20 puntos. Con esta importante victoria, Obama suma triunfos en 18 estados, mientras Clinton resultó vencedora en once. Si bien tras este "super-sábado" Obama logró acortar las distancias con Clinton, la senadora por Nueva York a-n tiene una clara ventaja entre los "superdelegados", esas 796 grandes figuras demócratas que tienen derecho a votar en la convención que entre el 25 y el 28 de agosto elegirá oficialmente al candidato para las elecciones del 4 de noviembre. Como ya ocurrió en otros estados sureños como Georgia y Alabama, en Lousiana Obama fue apoyado abrumadoramente por los votos de la comunidad negra. En ese estado donde los afroamericanos representan el 44 por ciento de la población, el 86 por ciento se inclinó por el senador por Illinois, mientras sólo el 14 por ciento lo hizo por Clinton, según las encuestas a pie de urna, informó la agencia DPA. En tanto, Clinton concentró las preferencias de la población blanca, aunque con una diferencia menor que la esperada (76 a 24 por ciento), igual que entre los mayores de 65 años (63 a 34). Obama se impuso en la franja de edad de 18 a 65 años, hombres y mujeres, entre los votantes más educados y en todo el espectro de ingresos económicos. Este impulso logrado por el precandidato de 46 años puede consolidarse aún más el próximo martes, en las llamadas "Primarias del Potomac", donde los expertos proyectan triunfos del senador por Illinois en Maryland (99 delegados) y el Distrito de Columbia (38). En Virginia (101) la contienda está -de acuerdo a los sondeos previos- igualada, mientras mañana se votará en el pequeño estado de Maine, que reparte 34 delegados. En tanto, en las filas republicanas, el ex gobernador de Arkansas Mike Huckabee logró dos importantes victoria en Kansas (que repartió 39 delegados y considerado el estado más republicano del país), y en las primarias de Louisiana. Este triunfo de Huckabee, tras el retiro el jueves del ex gobernador de Massachusetts, Mitt Romney, es entendido por los analistas como la confirmación de que McCain sigue a-n sin convencer al ala más conservadora y religiosa del partido republicano. Aún así, el ex combatiente en Vietnam sigue siendo el gran favorito para la nominación presidencial republicana en la convención que se celebrará entre el 1 y el 4 de septiembre en Saint Paul, ya que la diferencia de delegados obtenidos sobre Huckabee -725 contra 235- se mantiene enorme. En esta jornada, tanto republicanos como demócratas utilizaron las dos formas de elección que se usan en el sistema electoral estadounidense: mediante internas con boleta y por medio de los caucus. En los estados de Kansas, Nebraska y Washington la metodología con que se eligió a los candidatos fue mediante los caucus, esto es, una reunión de militantes en la que los mismos se dividen en grupos que apoyan a cada candidato (en este caso sólo dos). Luego de debatir quienes ya estaban a favor de un representante, el resto de los presentes que no habían tomado una determinación pueden optar por cualquiera de los dos grupos o se pueden retirar del recinto. Una vez finalizada la jornada, el grupo de partidarios que más adeptos tuvo es el que le da a su candidato los delegados que irán por ese estado a la convención del partido que elegirá al candidato presidencial. En el caso del Partido Republicano, su candidato ganador se lleva la totalidad de los delegados, mientras que en el Partido Demócrata los delegados se reparten de manera proporcional. En tanto en estado de Luisiana, los comités regionales de ambos partidos optaron por la elección mediante votación directa por medio de boleta.

Fuente: Télam


Comentarios


Obama se impuso en tres estados y la interna demócrata sigue peleada