OPINIÓN PUBLICADA



“Intentan generalizar precios máximos para ocultar el fracaso del modelo”, señala Guillermo Kohan nen El Cronista. Transmite que “la percepción entre los hombres de negocios es que llegó la hora del racionamiento, sea de dólares, de autos, de mercaderías en general, y sobre todo de utilidades”. Y agrega: “Si no estás sentado en la mesa, estás en el menú reflexionaba uno de los empresarios más importantes de la Argentina tras cenar con Cristina en la celebración del Día de la Industria en Tecnópolis el miércoles último”. Describe que “la carrera que se viene es evitar ser cazado por el Estado con los precios máximos de la ley de abastecimiento. Importar lo menos posible, tratar de subir precios, evitar vender a pérdida y cuidar los costos. Tratar de no levantarse de la mesa de negociación, para no ser devorado por el Estado” (seguí leyendo…).

“Al refugiarse en consignas anti imperialistas en lugar de tejer un lobby eficaz con el poder político y financiero, el Gobierno desaprovecha el respaldo que tiene su posición en muchos ámbitos económicos”. Lo sostiene el exembajador argentino Rodolfo Gil en La Nación. Subraya: “El Gobierno no se ha detenido sólo en las palabras. Ha avanzado con una ley improvisada para cambiar la jurisdicción de los pagos, que muestra su intención no de ganar tiempo para llegar a una solución razonable para el interés nacional luego de diciembre, sino de apostar a transformar encuestas efímeras en permanentes y darle a la Presidenta un objeto de exhibición en su periplo neoyorquino. Más temprano que tarde se enfrentarán a la ya célebre frase de James Carville : “It´s the economy, stupid!”. Pensar que éste ha sido un hecho aislado en nuestro relacionamiento con el mundo sería caer en un error” (seguí leyendo…).


Comentarios


OPINIÓN PUBLICADA