Otra domiciliaria





BUENOS AIRES.- El carpintero Néstor Altamirano, uno de los detenidos por el secuestro y crimen de Candela Rodríguez, podrá volver a su casa –donde se cree que estuvo cautiva la nena– bajo prisión domiciliaria. Lo confirmó el abogado Matías Morla, defensor de Altamirano, quien además adelantó que pedirá el juicio político del fiscal Marcelo Tavolaro, a cargo de la instrucción del sumario, por “la cantidad de irregularidades” de la causa. La Sala III de la Cámara de Garantías de Morón denegó la excarcelación pero concedió la domiciliaria al imputado pero el defensor anticipó que planteará un hábeas corpus para que lo liberen. Así, Altamirano se convirtió en el segundo sospechoso que salió de prisión, ya que la semana pasada, un fallo similar había favorecido a Gladys Cabrera, vecina de Altamirano y dueña de la casa de Villa Tesei en donde se halló ADN de la nena de 11 años, hallada muerta el 31 de agosto pasado. (DyN)


Comentarios


Otra domiciliaria