Otra vez están en peligro los terrenos del club Del Progreso

La Justicia los embargó para pagar a la familia Anabalón.



#

El predio está en una zona privilegiada de Roca: entre la Ruta 22 y las 827 Viviendas.

ROCA (AR).- El Club Social y Deportivo Del Progreso, de Roca, podría perder otra vez las costosas tierras que posee al norte de la Ruta 22, en el acceso a la ciudad por calle San Juan. El predio, de unos 58.000 metros cuadrados, fue nuevamente embargado por la justicia, a poco de que el club lo recuperara luego de un largo proceso judicial que terminó con la anulación de la polémica subasta anterior.

Esta vez fue la jueza civil Susana Burgos, titular del juzgado de primera instancia Nº 3, quien ordenó trabar embargo sobre el terreno para garantizar que la familia de Nicolás Anabalón cobre la indemnización de $ 90.809 que se le fijó por el accidente y posterior fallecimiento del nene.

El chiquito tenía ocho años cuando cayó al fondo de la pileta principal del club, en el que pasaba su primer día de vacaciones en febrero de 2004. Había llegado desde Concepción, Chile, con su familia y estuvo a punto de morir ahogado tras pasar varios minutos en el agua sin ser visto por el guardavidas (un menor de edad) y sin que sus padres supieran que se había sumergido en el natatorio mayor. Las graves secuelas lo mantuvieron postrado durante más de dos años y en marzo de 2006 Nicolás falleció.

El club fue condenado junto con el municipio de Roca, al que la justicia declaró solidariamente responsable por la falta de controles y habilitaciones en el complejo deportivo, que salieron a la luz con el lamentable suceso. Los padres de Nicolás, por su parte, fueron responsabilizados en igual proporción; la jueza consideró que habían descuidado su deber de custodia sobre el nene.

La condena en el juicio por daños y perjuicios que iniciaron Néstor Anabalón y su esposa fue dictada por Burgos en diciembre de 2007. En septiembre de 2008 la confirmó la Cámara de Apelaciones. En junio de este año el Superior Tribunal de Justicia la ratificó al rechazar un recurso de casación interpuesto por los representantes legales del club.

El nuevo embargo quedó registrado el lunes en el expediente que inició Burgos por “ejecución de sentencia”. En su primera resolución la jueza dio a Del Progreso un plazo de 10 días para pagar el capital de la sentencia más $ 36.000 en concepto de costas y costos del juicio. De no registrarse una propuesta seria y efectiva de pago en las próximas horas, el terreno embargado irá a remate por segunda vez.

En la oportunidad anterior, las tierras (que a valor de mercado podrían alcanzar los 4 millones de pesos), habían sido rematadas por apenas $ 320.000 para pagar los $ 1.400 de honorarios de un abogado que le había ganado un juicio laboral a la entidad.

Las gravísimas irregularidades que se detectaron en aquel primer proceso de subasta (que incluso dejaron al ex presidente del club, Fabio Torriggiani, implicado en una causa penal por presunta defraudación) derivaron en una declaración de nulidad del remate. La dictó el Superior Tribunal de Justicia en octubre de 2008 y quedó firme hace poco tiempo, cuando la Corte Suprema de Justicia de la Nación rechazó un recurso presentado por el comprador del terreno. Pero apenas el club recobró el pleno dominio sobre las tierras, un nuevo embargo por otro conflicto judicial dejó a la entidad a punto de perder otra vez el costoso predio.


Comentarios


Otra vez están en peligro los terrenos del club Del Progreso