Otro duro impacto para Independiente

Empató un partido increíble con Aldosivi, 2 a 2. Todo estaba dado para que el equipo de Miguel Angel Brindisi consiguiera su primer triunfo en la B Nacional, pero no pudo ser.



#

Foto: DyN.-

FÚTBOL

Independiente sufrió este sábado otro duro impacto como local al empatar un partido increíble frente a Aldosivi de Mar del Plata 2-2, luego de tener ventaja de dos goles, en un primer tiempo netamente favorable.

Todo estaba dado para que el equipo de Miguel Angel Brindisi consiguiera su primer triunfo en la B Nacional, ya que en el primer cuarto de hora del partido Federico Mancuello y Daniel Montenegro, de penal, habían puesto el 2-0, que ilusionaba a la parcialidad Roja.

Sin embargo, el local mostró su peor cara en el segundo período y Damián Martínez y Angel Vildozo consiguieron el empate para el Tiburón marplatense, que finalizó con diez por la expulsión de Darío Cajaravilla.

Este resultado hace incrementar más los rumores que indican la salida de Miguel Angel Brindisi, a pesar de que el director técnico se encargó de afirmar que seguirá al frente del plantel.

Una vez más, los hinchas manifestaron su fastidio en el hall del Estadio Libertadores de América y los más apuntados fueron el presidente Javier Cantero y algunos futbolistas.

A Independiente le costó en los primeros minutos adueñarse de la pelota ante un Aldosivi que pareció copiar la receta de lo que hizo Brown de Adrogué en la primera fecha e intentó presionar al Rojo en su campo.

Sin embargo, a diferencia de lo que ocurrió en los primeros dos partidos de este certamen, el equipo de Brindisi aprovechó las oportunidades que se le presentaron y logró ponerse rápidamente en ventaja. A los 7 minutos, y en la única jugada bien elaborada por el local, Mancuello combinó con Montenegro y ya dentro del área remató con su pierna derecha y ubicó el balón al lado de un poste de la valla de Pablo Campodónico.

Todo parecía encaminarse para el Rojo y más aún cuando a los 14 minutos, y en la jugada más polémica de la primera etapa, Cajaravilla tomó por uno de sus hombros a Cristian Menéndez dentro del área y le cometió penal.

Los dirigidos por Sebastián Rambert protestaron airadamente la sanción al árbitro Mauro Giannini y al juez de línea Ariel Bustos, ya que éste en el comienzo de la jugada anterior había levantado su bandera en un avance marplatense y en ningún momento Independiente sacó debido tiro libre indirecto.

Lo concreto es que a los 15, Montenegro, con un disparo potente y cruzado, marcó el segundo gol de la tarde.

Pudo ampliar el local a los 23, pero Franco Razzotti solo por el segundo palo, remató al cuerpo de Campodónico, tras un tiro libre en forma de centro de Montenegro.

Y también pudo anotar el tercero a los 32, cuando Martín Zapata solo frente al arquero definió desviado sobre le palo izquierdo.

El único acercamiento de la visita fue en la jugada siguiente, con un remate de larga distancia de Enrique Seccafién que Fabián Saman sacó al córner.

En el segundo tiempo, Independiente siguió mostrando los mismos errores que en la primera etapa, pero con el agravante de que se replegó increíblemente en su campo, otorgándole la iniciativa al equipo marplatense.

Los dirigidos por Rambert, sin haber hecho méritos hasta ese momento, encontró el descuento a los 8 minutos, cuando Damián Martínez conectó un remate certero sobre el primer palo, luego de una buena jugada entre Ignacio Malcorra y Enrique Seccafíen.

A partir de entonces, todo fue nerviosismo en Independiente y en su público, que insultaba ante cada mala intervención en ataque.

La sensación de que el empate visitante estaba la caer se concretó a los 21, cuando luego de un córner de Malcorra desde la izquierda, y varios rebotes dentro del área, la pelota le quedó a Vildozo, quien solo frente al arco marcó el 2-2.

Fue muy duro el golpe para el Rojo, que no tuvo respuestas dentro del campo ni tampoco desde el banco de suplentes, ya que, a los 15 minutos del segundo tiempo, Brindisi utilizó el último cambio al mandar a la cancha a un volante central (Marcelo Vidal) por Mancuello, que tiene vocación ofensiva.

Tan esquivo es el presente de Independiente que, en la última jugada del partido, Montenegro ejecutó un gran tiro libre por encima de la barrera, pero la pelota se estrelló en el poste izquierdo de Campodónico.

Fuente: DyN.-


Comentarios


Otro duro impacto para Independiente