Otro proyecto de presupuesto lejos de la realidad

Prevé suba del PBI del 4,6%, una inflación del 9% y un dólar a 5,6 pesos.



#

El gobierno prevé un incremento de entre 7 y 8% en las exportaciones.

BUENOS AIRES (ABA).- Un panorama ambicioso y positivo trazó el gobierno en el proyecto de Presupuesto para el año que viene: contempla una devaluación del tipo de cambio de alrededor del 14%, situando al mismo entre 5,40 y 5,60 pesos por unidad, en tanto que estima una recuperación de las exportaciones del 7 al 8%. Así está contemplado en la iniciativa para el ejercicio venidero, según comentaron fuentes del Ministerio de Economía, que afirmaron que el crecimiento estimado para 2013 es del 4,6%. Pero el plato fuerte de ese proyecto es sin duda la estimación de inflación para el próximo año, la cual fue situada entre 9,0 y 9,2%, que a los hechos reales significa simplemente un número, alejado de la realidad concreta. Diversos economistas coinciden en que 2013 habrá un panorama fiscal complicado y un crecimiento económico que no pasaría el 3,5% real, con una inflación real que ubican entre 23 y 26%. En los últimos años se hizo cada vez más notorio la subestimación de partidas en el Presupuesto, lo que luego permite al gobierno nacional utilizar los fondos sin mayores controles. Últimos detalles Por estas horas, el gobierno está dando los últimos detalles al proyecto de Presupuesto, ya que la fecha tope para enviar esa iniciativa al Congreso es el 15 de septiembre. “Sin dudas, que uno de los aspectos centrales para el próximo año será la obra pública, especialmente en el interior del país”, apuntó uno de los asesores del Ministerio de Economía. De allí es que ha hecho una evalución de suba del 25% en el gasto público global, el cual ascendería a una cifra que va a ubicarse entre los 632.000 y 635.000 millones de pesos. “Vemos también que se va a registrar una paulatina recuperación del superávit comercial”, señaló el mismo funcionario. Para ello, el gobierno estima un crecimiento de las exportaciones del 7 al 8% y una recuperación de las importaciones del tres al 4%, teniendo en cuenta que se parte de una base de descenso comercial como ha sido hasta ahora el año 2012. Así, con este panorama, la meta es conseguir un superávit comercial que ascendería por encima de los 12.000 millones de dólares. Está claro que el Poder Ejecutivo Nacional sigue teniendo una visión notablemente optimista, ya que considera que para el próximo año se podría conseguir, como piso, un superávit fiscal del 1,5% del Producto Bruto Interno. “En el próximo año vamos a tener una mejora mayor en la recaudación impositiva y un menor nivel de compromisos de deuda, con lo cual el balance de las cuentas públicas va a mejorar”, puntualizó el mismo asesor del Palacio de Hacienda.


Comentarios


Otro proyecto de presupuesto lejos de la realidad