Padua: “No quería pasar inadvertido por Cipolletti”



#

Lo quieren de Chile, pero Oscar Padua está muy cerca de quedarse.

Fue quinto delantero en el malogrado ciclo de Henry Homann como DT. Estuvo con los dos pies afuera del club hace alrededor de un año, per volvió en busca de revancha. Es el mismo que el domingo por la noche hizo perder la voz a muchos, al que bautizaron como nuevo ídolo, el dueño de las redes ajenas.

Oscar Padua sueña con los ojos abiertos. Los cuatro goles frente a Sporting de Punta Alta no hicieron más que rubricar (otra vez) que es el jugador más valioso del torneo.

Con 18 goles en 15 partidos, las palabras sobran. Salvo que el máximo artillero del Argentino B confiese que hoy quedaría arreglada su continuidad en Cipolletti, como lo hizo.

Entonces, te quedás…

Casi seguro que sí. Hoy tendremos una reunión con los dirigentes, ellos me quieren retener, así que deberán hacer el esfuerzo económico. No estamos lejos, creo que voy a seguir.

¿Qué pasa con el Osorno de Chile?

Están interesados, me dijeron que me iban a venir a ver anoche (por el domingo), no sé si estuvieron (se ríe).

Sos el nuevo ídolo.

Esas cosas no se pagan con nada. Todo me da fuerza para seguir, siempre dije que nunca hay que perder el hambre de triunfar, yo siempre quise triunfar en Cipolletti. Por eso, el torneo que viene voy a intentar hacer 20 goles.

Fuiste quinto delantero, te echaron, volviste…

Para mí todo esto es el premio al esfuerzo. Me comí el banco, me echaron, me hicieron pagar multas por ir de frente. La verdad es que no quería pasar inadvertido en Cipolletti, quiere que mis hijos (Enzo y Sabina) alguna vez digan que su papá fue un gran goleador de la zona. (AN)


Comentarios


Padua: "No quería pasar inadvertido por Cipolletti"