Para los peronistas, el subsidio al gas es vital

El gobernador de Santa Cruz, diputados nacionales y funcionarios de la región se reunieron en Bariloche y destacaron la importancia que el subsidio al gas tiene para el desarrollo de la región patagónica. Una multisectorial conformada en El Bolsón y Lago Puelo planteó la posibilidad de cortar el suministro de energía si se afecta el subsidio.



SAN CARLOS DE BARILOCHE. (AB).- El gobernador santacruceño Néstor Kirchner, diputados nacionales y funcionarios justicialistas reunidos en esta ciudad coincidieron en la vital importancia que el subsidio al gas tienen para la región patagónica.

Después de hablar ante unas 10 mil personas que esperaban para peticionar ante el presidente De la Rúa en Santa Cruz, Kirchner llegó a Bariloche y alertó sobre la incidencia del subsidio que quieren recortar en la economía de la región.

La Jornada organizada por el diputado Miguel Pichetto congregó a decenas de funcionarios, legisladores y dirigentes justicialistas de toda la Patagonia, y es la primera de una serie de reuniones que desarrollarán en otras ciudades hasta que se trate el proyecto de presupuesto para el 2001, que ya fue enviado por el Poder Ejecutivo al Congreso y contiene ajustes que afectarían sensiblemente los subsidios que benefician a la región.

En forma paralela, la Unidad Básica justicialista presentó 12 mil firmas contrarias al recorte y en El Bolsón y en Lago Puelo amenazaron con cortar la energía que se transporta al norte del país.

La presencia de Humberto Roggero significó la posición oficial del bloque de diputados justicialistas "en el acompañamiento a la lucha que en la Patagonia argentina están llevando adelante sus funcionarios y legisladores, porque el gobierno nacional desconoce un subsidio histórico al gas y a las naftas".

Además, ratificó la posición del bloque para "trasmitir a los habitantes de la Patagonia que van a defender el federalismo a pleno".

Kirchner repitió lo que les dijo a los movilizados en Santa Cruz para que dejen sin efecto el descuento al subsidio al combustible y al gas y denunció las asimetrías entre el centro del país con la periferia.

"Son 43 millones que van a los habitantes en Santa Cruz, unos mil dólares por año por familia. Porque aumentaría un 100 por ciento la tarifa, y donde hay gas licuado el aumento sería del 470 por ciento", denunció. Sobre la amenaza de tomar las torres de petróleo, expuso que "no lo dije en un arranque emocional, ni en una actitud simbólica o patoteril o en un discurso coyuntural".

El diputado Mario Das Neves. recordó que "cada año, cuando se trata el presupuesto, a la primera región que le apuntan es a la Patagonia, porque somos pocos y estamos lejos. Cortar el gas son expresiones que nacen de la gente, y lo que definió Kirchner es un sentimiento de nuestra gente".

Amenazas de corte

Tras el anuncio del gobernador Néstor Kirchner de tomar los pozos de petróleo de su provincia, se multiplicaron en la región las manifestaciones contra el proyecto que amenaza con eliminar o reducir los subsidios a los combustibles.

Los diputados patagónicos recordaron que esos subsidios están justificados por la dureza del clima, las grandes extensiones de la región y la lejanía de los centros de consumo, "lo que encarece los fletes y la distribución comercial". Afirman que sirven para compensar los mayores gastos, evitar el éxodo de los patagónicos, y que "el combustible no mejora su confort, sino que es vital para su subsistencia".

Los pobladores de El Bolsón y Lago Puelo, a través de una comisión Multisectorial, hizo circular por toda la Patagonia un documento en el que amenazan con cortar el suministro de energía si tocan el subsidio. En tanto, la Unidad Básica de Bariloche presentó ayer planillas con cerca de 12 mil firmas contrarias al recorte, y la Cámara de Comercio e Industria preparó un documento similar para que lo suscriban sus asociados y los vecinos.


Comentarios


Para los peronistas, el subsidio al gas es vital