Peres desafía a Barak y se postula a primer ministro

El laborista tiene mejor imagen en las encuestas.



Jerusalén (dpa) – A sus 77 años, Shimon Peres anunció ayer su voluntad de convertirse en el nuevo primer ministro de Israel. El hombre de mayor prestigio internacional entre los políticos israelíes, que fuera premiado con el Nobel de la Paz por su rol en las negociaciones con los palestinos, buscará de esta forma romper con su tradición de fracasos electorales.

En tanto, la violencia entre palestinos e israelíes dejó ayer tres muertos, en diversos enfrentamientos.(ver aparte)

El 6 de febrero próximo, el laborista se enfrentará en sus aspiraciones al primer ministro y compañero de partido, Ehud Barak, y al representante del Likud, el derechista Ariel Sharon.

“He decidido competir, porque creo que las posibilidades de vencer a la otra parte (la derecha, opuesta a concesiones a los palestinos) son mayores con mi candidatura”, afirmó Peres en declaraciones de prensa realizadas tras reunirse con el líder del partido Meretz, Yossi Sarid.

Es que para presentar formalmente su candidatura, Peres necesita, según lo establece la ley de su país, el apoyo de al menos diez legisladores de un mismo grupo en la Knesset (Parlamento). El liberal Meretz cuenta justamente con diez bancas y la decisión sobre el eventual apoyo al ex primer ministro será tomada mañana.

Peres le habría adelantado a los legisladores que retiraría su candidatura en el caso de que Barak alcanzara un acuerdo de paz con los palestinos antes del 20 de enero, cuando el presidente de Estados Unidos, Bill Clinton, abandone la Casa Blanca y por lo tanto, sus esfuerzos mediadores en Cercano Oriente.

Israelíes y palestinos están celebrando actualmente reuniones cerca de Washington en un esfuerzo por resucitar el proceso de paz, estancado desde julio pasado y afectado por la ola de violencia que se inició a fines de septiembre y dejó más de 300 muertos, en su mayoría palestinos. Si no se alcanza ningún acuerdo, Peres confía en poder por sí mismo hacer que se superen las diferencias entre las partes, y ganar de esta forma el apoyo de los árabes israelíes y de los ultraortodoxos.

Las encuestas muestran que Peres aventaja sensiblemente a Barak.

La candidatura del premier se vio ensombrecida ayer luego de que una comisión oficial israelí que investiga las organizaciones sin fines de lucro confirmó que tres de ellas, cercanas al Partido Laborista, malversaron donaciones millonarias para destinarlas a la campaña electoral de 1999, en las que salió vencedor el cabeza de lista de dicho partido, Barak.

Un sondeo publicadoayer por el periódico Yediot Aharanot anunció que Peres y Sharon pasarían a una segunda vuelta electoral, y que el primero aventajaría levemente al segundo.

Voluntad de negociar en Washington

Washington (EFE).- Israelíes y palestinos expresaron ayer al presidente de EEUU, Bill Clinton, su determinación a seguir adelante en el proceso de paz, pero también señalaron que el camino está plagado de dificultades.

Clinton y su secretaria de Estado, Madeleine Albright, se reunieron ayer en la Casa Blanca con el ministro israelí de Asuntos Exteriores, Shlomo Ben Amí, y con el negociador jefe palestino, Saeb Erekat, para impulsar el proceso de paz entre ellos e intentar el cese de la violencia

Mientras Ben Amí destacó que estas negociaciones están siendo “fructíferas” porque entre los palestinos domina “un nuevo espíritu de colaboración”, que “si se mantiene puede llevar a la conclusión de un acuerdo”, Erekat se mostró más cauto y pidió que “nadie se cree expectativas” sobre sus resultados.

“Tenemos unas discusiones muy serias, pero al mismo tiempo que las dificultades son grandes y las diferencias serias, vamos a seguir los esfuerzos para llegar a un acuerdo”, aseguró Erekat

El presidente Clinton ha impulsado el acercamiento entre israelíes y palestinos de cara a lograr un acuerdo de paz y el cese de la violencia en la región, que de tener éxito le permitiría terminar el próximo 20 de enero su presidencia con una nota alta en sus logros de política exterior.

La paz en Oriente Medio es uno de los asuntos en que Clinton ha invertido más tiempo personal y político, y desde el inicio de su mandato, hace 8 años, fue una prioridad de gobierno.


Comentarios


Peres desafía a Barak y se postula a primer ministro