Polémica inversión de Massaccesi en Patagones

Destinaría 5.000.000 de dólares a un hotel



Marcelo Ochoa

Las tierras están ubicadas en un sector de la costanera, a pocos metros del puente Basilio Villarino.

PATAGONES (AV)- El ex gobernador Horacio Massaccesi y su familia propusieron a la municipalidad maragata desarrollar una ambiciosa inversión hotelera que superaría los 5 millones de dólares en privilegiadas tierras ubicadas en la parte alta de la costanera local, a pocos metros del puente Basilio Villarino. La presentación formal de la iniciativa privada fue realizada por la firma Nadir SA, que integran la esposa del ex mandatario, Patricia Querejeta y un profesional vinculado a la parte técnica de la empresa periodística que explota el grupo, Gustavo Scheverin. Ayer, los concejales y funcionarios del Ejecutivo de esta ciudad analizaron los pasos a seguir en relación al proyecto, tanto desde sus aspectos legales como urbanísticos. Se decidió dar intervención a la asesoría legal para que determine los instrumentos normativos necesarios para enajenar la tierra que cuenta con una imponente vista del río y de la capital rionegrina. Según informó ayer el secretario de Obras Públicas, Alejandro Echarren, una vez resuelto si es factible la venta de la tierra se convocará al Banco Provincia para que tase el terreno junto a dos inmobiliarias locales. Destacó el funcionario que ese enorme lote es pasible de ser ofertado en venta ya que estuvo cedido a un privado que no cumplió y al que la comuna le inició un juicio de desalojo. Sin embargo, la familia Massaccesi le adquirió los derechos de uso. El municipio ahora se lo podría vender al precio que posteriormente se fije. Destacó que el proyecto urbanístico discutido en varias reuniones -de las que participó en general Querejeta, en alguna ocasión acompañada por el propio Massaccesi o alguna de sus hijas- “es de interés para el municipio”. La proposición consiste en la construcción de un hotel con 27 habitaciones, departamentos en la modalidad de apart, spa, bar-restaurante, tres salas para eventos y conferencias, servicios generales y estacionamiento. Totaliza una superficie de 4.000 metros cuadrados. Según informó el diario digital La Palabra, la ubicación está planteada en una parte de la Quinta 116. Para el diseño se convocó al arquitecto Luis Capporosi, de Bahía Blanca. Echarren dijo que el profesional es de renombre nacional y consideró la posibilidad de que el espacio sirva también como mirador, aún para aquellos que no se alojan en el lugar. La inversión estimada es de cinco millones de dólares y se considera la recuperación de dicha cifra en 15 años, con un financiamiento repartido entre aportes de los socios, financiación bancaria y financiamiento inmobiliario por la venta de los espacios destinados a residentes.


Comentarios


Polémica inversión de Massaccesi en Patagones