Por deudas con la AFIP rematan un galpón y una frutícola

El primero pertenecía a una firma de Roca, mientras que el empaque es de Regina





NEUQUÉN (AN).- A raíz de las deudas que registraban con la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) y a pedido de ese organismo recaudador la Justicia ordenó el remate de un costos galpón de General Roca y la quiebra de una frutera de Villa Regina que podría también ser enviada a remate. Desde la delegación regional Neuquén de la AFIP se advirtió de que las medidas dispuestas por la Justicia federal y de la provincia de Río Negro marcan un precedente en las acciones en torno del cobro de las deudas impositivas y de aportes de la seguridad social de las empresas de la región, dado que se señaló que “desde hace muchísimos años no se llegaba a estas instancias para poder cobrar lo que se debe y lo que se les debe a los trabaja- dores”. Por orden del Juzgado Federal de Primera Instancia de Roca, se dispuso esta semana el remate de un importante galpón ubicado en Mendoza y José Ingenieros de General Roca en donde funcionaba la firma Neumáticos Roca SRL. El predio fue llevado a remate a raíz de una deuda de poco más de 150.000 pesos con el fisco en concepto tanto de aportes y contribuciones a la seguridad social, como por el no pago del IVA. La venta Si bien la base del remate fue de 175.608 pesos, la compulsa culminó con un monto de 701.000 pesos, siendo el comprador una distribuidora de bebidas de esta provincia. Una suerte similar podrían correr las instalaciones de la frutera de Villa Regina Frutexport SRL, una firma que pocas semanas atrás fue declarada en quiebra por el Juzgado Civil, Comercial y de Minería 3 de General Roca en función de que la empresa no pudo precisar quiénes eran sus acreedores, ya que la misma se había declarado en concurso preventivo. En este caso la deuda con el fisco que acumula la firma abocada al acopio y empaque de frutas y hortalizas alcanza los 741.000 pesos, en función de impuesto a las ganancias y aportes de la seguridad social, los cuales no habían sido cancelados desde marzo de 2008 cuando la entidad se había declarado en concurso preventivo. Desde la delegación regional de la AFIP se advirtió que “la declaración de la quiebra forma parte de las medidas que emprendemos para lograr el cumplimiento de las obligaciones tanto impositivas como con el sistema de seguridad social de contribuyentes que tramitan concursos preventivos y que de no ser intimados pueden pasar años en esa situación”.


Comentarios

Para comentar esta nota debes tener tu acceso digital.
¡Suscribite para sumar tu opinión!

Suscribite

Logo Rio Negro
Por deudas con la AFIP rematan un galpón y una frutícola