Preocupa en Viedma el crecimiento sin control de Bahía Creek



VIEDMA (AV).- "Las tierras de la costa son las joyas de la abuela, ahí está el futuro de San Antonio y Viedma. Nos enredamos discutiendo los límites en el mapa, un poco más allá o un poco más acá, mientras algunos pícaros hacen negocios". La reflexión corresponde al secretario de Gobierno de la capital, Darío Berardi, quien no entiende cómo es posible que aún no se pueda llegar a acuerdos que le permitan a las municipalidades de las respectivas localidades costeras intervenir en el descontrolado desarrollo de la costa.

Por eso apunta sus críticas a los concejales de ambas ciudades. Pero también a las autoridades provinciales que han sido meras observadoras de las construcciones y loteos que los propietarios de esas valiosas tierras llevan adelante sin autorizaciones de ningún órgano estatal. "Venimos insistiendo desde la primera gestión de Jorge Ferreira, pero no hubo inteligencia en los distintos concejos deliberantes. Hay que ponerse de acuerdo rápidamente porque cuando vayamos a buscar nuestros recursos va a ser tarde, van a existir edificaciones y va a ser muy complicado ordenar su demolición si fuera necesario", expresó Berardi.

Hace algunos años Ferreira y el anterior intendente de San Antonio Oeste firmaron un acuerdo para avanzar con el establecimiento de los límites entre las localidades unos kilómetros al oeste de Pozo Salado. Pero los tironeos impidieron la concreción.

Las tierras continúan en manos de la Provincia que nada hace para regular la urbanización de esa zona, en la que se incluye Bahía Creek, donde ya hay 40 casas y varios lotes demarcados.

"Hoy no hay quien esté diciendo acá sí o acá no. Es tierra de nadie y se benefician los pícaros. Tiempo atrás nos reunimos en la Legislatura con todos los bloques y pedimos que nos acompañen, porque hay muchos halcones dando vuelta sobre lo que es nuestro futuro", enfatiza Berardi.

El funcionario municipal reclamó mayor presencia a la Provincia. "Viarse tiene que estar presente, el Codema también para que no se dañe ni se avance sobre el medio ambiente. Ahora vamos a proponer ampliar el ejido al menos hasta Pozo Salado para dar servicio y regular. Ya hubo loteos en la Lobería, aunque no hay nada formal sabemos que alguien vendió a unos franceses cerca de Vintter, y hay inversiones en otros puntos. Mientras, los municipios miramos de afuera", afirmó el funcionario de Ferreira.

Desde la Dirección de Catastro e Información Territorial de la Provincia, su titular el agrimensor Mario Grandoso dijo que según su memoria "no hay fraccionamientos aprobados en la zona costera entre San Antonio y Viedma.


Comentarios


Preocupa en Viedma el crecimiento sin control de Bahía Creek