Problemas en la plaza Pagano

EL BOLSÓN (AEB)- Un feriante terminó detenido y la mercadería decomisada, cuando los inspectores municipales y la policía desalojaron ayer a los artesanos que intentaban armar sus puestos sobre la vereda que da a la principal avenida.

En tanto, otro grupo permaneció en la comisaría hasta que el trabajador, identificado como Julio Ísola, fue liberado. Los problemas comenzaron temprano, cuando los feriantes intentaron armar sus puestos haciendo caso omiso a tres carteles que indican la prohibición, lo que motivó la actuación del personal municipal.

Tras la advertencia, con el correr de los minutos se transformó en gritos, insultos, manotazos y nerviosismo, cuando los uniformados levantaron los escaparates y meter en el patrullero al militante más exaltado, quien reclamaba a toda voz su derecho a trabajar. "Vivo en El Bolsón desde hace doce años, le tengo que dar de comer a mis dos hijos y no me dan un lugar en la Feria Regional", se defendió el artesano.

Los hechos trajeron la preocupación en la comunidad andina, toda vez que el mismo sector de la plaza Pagano fue escenario el verano pasado de violentos hechos que terminaron en una causa judicial aún no dilucidada.

En medio, el Concejo Deliberante había llamado para este domingo a un plebiscito con la idea de consultar a la ciudadanía sobre el uso del espacio público, pero parece ir a vía muerta ya que la Junta Electoral Municipal sacó una resolución considerando "inaplicable" el llamado de los ediles.

Entre los argumentos de la norma, que lleva la firma de Hugo Mesa, del partido Justicialista, y de Cristina Cayul, de la UCR, se hace alusión a la ley electoral provincial, que prevé un plazo de convocatoria de entre 90 y 120 días.


Comentarios


Problemas en la plaza Pagano