Prometen asistencia a Rincón por seis millones

Unas 120 familias tendrán que abandonar los lugares inundables.





RINCóN DE LOS SAUCES (ARS)- El gobernador Jorge Sobisch anunció que "dejaremos en obras y estudios unos seis millones de pesos más los gastos que tuvo el intendente por la asistencia primaria", para reparar las consecuencias del alud registrado el fin de semana.

El mandatario, junto a su gabinete y los responsables de las empresas estatales, arribaron ayer a esta ciudad para analizar el nivel de asistencia.

Sobisch arribó al aeropuerto local poco después de las 11, e inmediatamente comenzó a recorrer las áreas damnificadas por la tormenta de agua y barro que sometió a gran parte de la comunidad.

En su recorrido, logró atravesar la Zona Costa y parte de los dos Parques Industriales, además de la planta de bombeo de cloacas.

En cada área el daño era ampliamente visible, por lo que los funcionarios provinciales no salían de su asombro ante la situación.

Los vecinos afectados de la costa deseaban que el gobernador se detuviera en sus viviendas para evaluar el daño, pero la comitiva sólo se detuvo en lugares considerados estratégicos.

Como objetivo principal de la visita oficial, poco antes de las 13, se realizó una reunión entre todos los funcionarios para discutir sobre la necesidad de ayuda.

A su término, el mismo gobernador anunció que "a partir de mañana (por hoy) llegarán las máquinas que despejarán las salidas naturales de los cauces aluvionales y esta tarde están llegando los camiones de Acción Social para atender a las familias carenciadas. Además el EPEN trabajará en todas las viviendas con problemas eléctricos y me comprometí

ante el intendente a radicar a todos los vecinos que viven sobre la orilla del río Colorado en otra zona más segura", sostuvo.

En ese orden, la intención de los damnificados de que la provincia les construya una vivienda fue viable aunque Sobisch aclaró que "los que puedan pagar una cuotita lo harán a efectos de sacarlos del lugar. La población debe entender que no se puede vivir sobre el río porque el curso en algún momento vuelve a su cauce natural. Vamos a financiarles las viviendas a precios muy económicos", dijo.

Según el relevamiento oficial, alrededor de ciento veinte familias deberán abandonar la costa para ocupar las viviendas prometidas por Sobisch y el lugar deshabitado será destinado a espacios verdes.

También se harán obras de mejoramiento por un millón de pesos en los ríos secos que se desbordaron, más otros cuatro millones de pesos en viviendas y otro millón en obras necesarias para reparar las construcciones dañadas.

La provincia, además se hará cargo de todos los gastos extraordinarios que efectuó la municipalidad para brindar asistencia primaria.

Consultado sobre si se abrirán líneas de crédito para los industriales que perdieron toda su maquinaria bajo el barro, Sobisch respondió que "todo aquello que tenga sentido común será ayudado. La provincia no tiene la culpa de este desastre que pasó pero tampoco la tienen los vecinos o los industriales, así que les vamos a brindar ayuda a estos emprendedores con créditos a largo plazo, rápidos y efectivos para que puedan ponerse a trabajar".


Comentarios


Prometen asistencia a Rincón por seis millones