Protesta de empleados de PAMI complica la atención a jubilados

No están de acuerdo con un aumento y lanzaron medidas progresivas

ROCA (AR).- Un paro progresivo comenzó a afectar la atención a los jubilados en las oficinas del PAMI de Río Negro.

La medida de fuerza de los afiliados a ATE y otros trabajadores se extendió ayer dos horas, en rechazo a un incremento salarial acordado a nivel nacional y que no cubre las expectativas de los empleados del organismo.

En la sede de la Unidad de Gestión Local (UGL) rionegrina, ubicada en Roca, se paralizaron la mayoría de las actividades a partir del mediodía, aunque se continuó con la atención de aquellos casos de emergencia. Se prevé que hoy pase lo mismo en Bariloche y otras ciudades.

Las diferencias surgieron luego de que el PAMI otorgara una suba a sus empleados del 19,5% sobre el total de la masa salarial. Pero ese monto se dividirá en dos tramos y

además tendrá un impacto distinto de acuerdo a la antigüedad. Según ATE los más "nuevos" recibirán un 22% más, pero los de más trayectoria sumarían sólo el 15%.

El acuerdo surgió de paritarias y fue avalado por los gremios dependientes de la CGT (UTI y UPCN), mientras que la ATE se retiró de la mesa negociadora, considerando que era insuficiente y además se estaba "achatando" la pirámide salarial. Los dirigentes locales detallaron que pretenden un 25% de suba.

"Aquello que debiéramos discutir trabajadores y empleador, nos es impuesto por la fuerza", cuestionó Rodolfo Aguiar, secretario general de CTA Roca, quien destacó la alta adhesión de los trabajadores en la medida de protesta que será progresiva en el resto de las delegaciones.

Para hoy se calcula que la protesta se extenderá por tres horas, desde las 12, mientras que para el lunes los dirigentes ya acordaron que sumarán una hora más.


Comentarios


Protesta de empleados de PAMI complica la atención a jubilados