¿Qué cambios nos dejó la crisis?

La crisis llevó a los argentinos a cambiar hábitos, a elegir productos nuevos y a optar por envases económicos. Aquí un panorama de los que queda de eso hoy:

 

Los que llegaron para quedarse

• Los envases “más chicos”. Un ejemplo son los envases pouch de mayonesas, que ya concentran el 91% del negocio.

Los gramajes pequeños en jabón tocador que no sólo son más chicos, sino que se venden en packs de 3. El 50% del mercado son pastillas de menos de 90 gramos x 3.

• Las compras dominicales en hipermercados y supermercados. Antes, los días de más alta facturación para estos canales eran el viernes y el sábado, ahora lo es el domingo.

• Locales especializados para determinadas categorías. Las pañaleras, ya se llevan 1/4 del mercado de los pañales, desplazando a los supermercados. Ofrecen surtido amplio con precios competitivos.

• Para ciertos productos, la extensión del uso. Es el caso de los desodorantes corporales para los que se ha desarrollado un nuevo concepto de uso –toda la familia usa el mismo desodorante- que ya representa el 11,5% del volumen.

 

Los que están perdiendo espacio

 

• Los packs chicos de jabón para la ropa. En los últimos meses hubo una vuelta a los packs grandes.

• Los jabones duros para lavar la ropa. Fueron una opción desesperada: económica, pero demasiado poco práctica.

• Los detergentes limpia todo. Están recuperando terreno los limpiadores específicos para pequeñas superficies.

• Los aceites de soja, en contrapartida a la consolidación del aceite de girasol.

• Las botellas de tomates triturado, ya que se recompone el concepto puré+pulpa.

 

Las innovaciones  

• Productos “saludables”, como leches fermentadas, aguas saborizadas, dulce de leche diet, etc, por los cuales un 64% de las amas de casa está dispuesta a pagar más.

• Productos que nos “ayudan” : como las premezclas para pizzas, ñoquis y tortas fritas y los saborizadores; o el jabón y suavizante para facilitar el planchado.

Nota asociada: 'Primero me cuido y aseo, luego me alimento', ésta es la lógica de hoy del consumidor

Nota asociada: 'Primero me cuido y aseo, luego me alimento', ésta es la lógica de hoy del consumidor


Comentarios


¿Qué cambios nos dejó la crisis?