¿Qué habría sido de la princesa Diana a sus 50 años?

Puede que Lady Di hubiera dado la espalda a su patria británica y viviera en Estados Unidos. ¿Tendría un nuevo hombre a su lado? ¿Habría tenido el valor de casarse por segunda vez?

Quizá se habría sentido orgullosa en la boda de su hijo mayor, Guillermo, con Catalina. Pero todo esto son conjeturas para las que no hay respuesta.

Y es que hace casi 14 años del trágico accidente que acabó con la vida de Diana. La princesa de Gales habría cumplido 50 años el 1 de julio.

“En esta época del año, mis pensamientos me llevan a menudo a ti”, escribe Robin Ellis Chipman en un grupo de Facebook que los fans de Lady Di han creado con motivo de su cumpleaños. Más de 2.400 personas se han sumado a la página. “Seguimos queriendo a esta hermosa mujer y la echamos de menos”, asegura Kathy Gebhardt. “Sus hijos y el resto de nosotros nos aseguraremos de que nunca se la olvide.”

Su recuerdo está vinculado al de otros iconos que también fallecieron jóvenes, como Marilyn Monroe o James Dean. Ella tenía todos los ingredientes: era guapa, su vida la llevó por trágicos derroteros, murió a los 36 años huyendo de los paparazzi en un espectacular accidente en París y desde entonces se la venera con fervor.

Hoy en día se la recuerda por sus iniciativas benéficas, por ejemplo para ayudar a las víctimas de las minas antipersona, y se dice de ella que fue una madre ideal, la “princesa de los corazones”. La casa real y su ex esposo, el príncipe Carlos, fueron supuestamente los causantes de su caída.

Rara vez se oyen voces críticas que apuntan hacia otras caras de su vida, como que presuntamente manipuló a los medios en su beneficio, o torturó a sus hijos, Guillermo y Harry, con entrevistas sobre sus affaires y sus pensamientos de suicidio. Hay quienes afirman que era adicta a ser el centro de atención. ¿Sería aún hoy tan positiva la imagen de Diana si no hubiera muerto?

“Habría mostrado al mundo el rostro de una mujer nueva: con 50, pero todavía atractiva”, opina el psicoterapeuta Oliver James en una entrevista con la revista digital High50.com. Sería “digna versión de sí misma”, lo que intentó ser Sarah Ferguson. “Sería una figura heroica, muy comprometida con los fines benéficos para ganar el reconocimiento de la opinión pública”. Pero pese a todos sus éxitos y la manipulación mediática, Diana seguiría siendo hoy una mujer infeliz en lo más profundo de su ser, afirma convencido James.

¿Se habría puesto botox en el rostro, o quizá se habría hecho un lifting? “Estoy seguro de que tendría un par de retoques”, dice el diseñador de moda Bruce Oldfield a High50.com. “Tenía buenos genes y era muy atractiva”. Pero según Oldfield, no le habría dado miedo cumplir los 50. “Creo que le habría hecho gracia.”

Entre tanto, se considera que Guillermo, de 29 años, es un digno sucesor de su madre, y muchos reconocen en él la misma sonrisa y el talento para convertirse en un futuro “rey de los corazones”. El segundo en la línea de sucesión al trono entregó a su esposa, Catalina, el anillo de compromiso de su madre. Y se rumorea que su primera hija podría llamarse Diana.

dpa


Adherido a los criterios de
Journalism Trust Initiative
Nuestras directrices editoriales
<span>Adherido a los criterios de <br><strong>Journalism Trust Initiative</strong></span>

Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios

Este contenido es exclusivo para suscriptores

Ver Planes ¿Ya estás suscripto? Ingresá ahora