Queda mucho por hacer



Dentro de las piletas que se encuentran vacías, recubiertas con el nailon protector, se pudo ver en forma notoria y de manera casi exagerada, varios parches donde presumiblemente se habían detectado perdidas. Algunos conocedores del tema comentaron que “Ese trabajo es poco confiable y tendrá un perjuicio con el tiempo”. La empresa constructora había sufrido varios contratiempos en las inspecciones realizadas, donde tuvieron que realizar dos o tres veces los mismos trabajos y aún así continúan con falencias. Las obras civiles se encuentran en un 90 por ciento realizadas, esto es el acondicionamiento de una vivienda, las instalaciones eléctricas que serán utilizadas por los doce aireadores y la correspondiente parquización del lugar. Lo concreto es que falta mucho por hacer y que algunos trabajos se realizaron entre dos y tres veces, pero aún así no pasaron la revisión técnica de rigor antes de entregar la obra. (ARC)


Comentarios


Queda mucho por hacer