Quejas por la baja calidad de la educación especial



SAN CARLOS DE BARILOCHE (AB).- Un grupo de padres decidió retirar a sus hijos de la escuela especial 19 en disconformidad con la forma de trabajo en ese establecimiento.

Denunciaron que los chicos sufren la falta de estímulos necesarios para el aprendizaje, "discriminación" en el transporte, además del incumplimiento de la ley provincial "en lo que se refiere a la integración en escuelas comunes".

Beatriz Sandoval, Raúl Rivero, María Eugenia Loaiza y Norma Melivilo suscribieron una nota en la que aseguran que "la escuela está ejerciendo ciertos incumplimientos en lo que atañe al desarrollo intelectual" de sus hijos.

"Eso nos hace pensar que se estaría violando (a nuestro entender) la Convención de los Derechos del Niño", señalaron los padres.

Enumeraron entre otras falencias el incumplimiento de las pautas básicas del cuidado en la salud por "falta de profesionales" y la ausencia de nutricionista, con lo cual la escuela carece de control en el estado de los alimentos.

Consultada ayer por este diario, la vicedirectora de la escuela 19 prefirió no hacer ningún comentario hasta hablar con los padres.

Aseguró que en el establecimiento no recibieron ninguna nota y al enterarse de los cuestionamientos por vía indirecta citaron a las familias para el jueves, "pero no concurrieron".

La escuela 19 atiende a alumnos con discapacidades sensoriales (hipoacúsicos en su mayoría), funciona en un precario inmueble que alguna vez albergó a una hostería y desde hace años está a la espera de su nuevo edificio.

Norma Melivilo aseguró que los alumnos "no aprenden nada" en la escuela y atribuyó el problema a la falta de compromiso de los docentes. "Los chicos nos dicen que no quieren ir más", aseguró.

En tanto que Raúl Rivero se quejó de que en la escuela "no se está cumpliendo ninguna ley" de las que amparan a los discapacitados y regulan la educación especial.

Los padres señalaron que el establecimiento no cuenta con un programa educativo "apropiado para cada caso, ya que no todos los chicos son hipoacúsicos".

Dijeron que la falta de integración con escuelas comunes "deteriora la relación de los niños con el medio social" y pusieron como ejemplo el caso de un joven sordo que fue noticia hace pocos días porque cursa estudios como analista de sistemas y trabaja en la gobernación de Buenos Aires.


Comentarios


Quejas por la baja calidad de la educación especial