Quitarían la concesión a Metropolitanos

El gobierno rescindiría el contrato por falencias en servicio de trenes



Entre hoy y mañana el gobierno nacional se aprestaría a rescindir el contrato con el concesionario de la línea San Martín de trenes, la empresa Transportes Metropolitanos, por irregularidades en la prestación del servicio.

Así lo aseguró anoche a este diario una alta fuente del gobierno.

Horas antes, el jefe de Gabinete, Alberto Fernández, adelantó que esta semana el Gobierno tendrá los elementos de juicio para decidir sobre las concesiones del servicio ferroviario de pasajeros.

"Estamos estudiando las concesiones y revisando el tema. En el transcurso de la semana vamos a estar en condiciones de sacar conclusiones y tomar las decisiones que corresponden. Hay que tener un poco de paciencia", dijo.

Fernández explicó que desde el Gobierno "estamos hablando de todas las concesiones. Justo es decir que hay concesiones que están cumpliendo absolutamente con el convenio, y otras que no, (pero) la mayoría me parece que está cumpliendo".

Incluso el presidente Néstor Kirchner, sin precisa la empresa, aseguró que se iban a tomar medidas ante el pésimo servicio que se brinda en varias líneas.

Desde Metropolitano, uno de sus voceros, Juan Pablo Thiwisen, aseguró no tener información al respecto de una posible cancelación del contrato. "Nosotros no tuvimos ninguna información" sobre la posible cancelación de contratos. "Yo no se a quién hizo referencia el Presidente ya que no da nombres. El día que tengamos los nombres contestaremos", dijo el vocero en declaraciones radiales.

Sin embargo, durante el fin de semana, fuentes de la empresa Metropolitano salieron a decir que el problema del servicio se debía, entre otros factores, a que el Estado le adeuda unos 400 millones de pesos por subsidios y obras que quedaron pendientes de pago entre el inicio de la concesión y 2001.

Esto fue rechazado por el secretario de Transporte, Ricardo Jaime, quien aseguró que el Estado "no tiene ninguna deuda" con la empresa y que "al contrario, realizamos fuertes inversiones y estamos tramitando créditos", para esa concesionaria.

Desde comienzos de año la situación de Metropolitanos se fue haciendo más precaria debido a los numerosos inconvenientes que sufren los usuarios por la reducción de la frecuencia de los servicios de una formación cada 12 minutos a una cada 20. El Estado debió aportar fondos para levantar el embargo que pesaba sobre las locomotoras que habían sido retenidas por un banco, ante la imposibilidad de Metropolitano de pagar la deuda que tenía con la entidad. Además, a fines de mayo, un incendio intencional dejó inutilizable el sistema automático de señales del Roca.


Comentarios


Quitarían la concesión a Metropolitanos