Racing tiene interventor 'K'

Se trata de Héctor García Cuerva, quien agarró las riendas del club en un día de furia.



Racing es un hervidero, y ayer tuvo su día de máxima ebullición.

Mientras el plantel que conduce Juan Manuel Llop estaba en la parte final del entrenamiento matutino, unos cuarenta barras bravas amenazaron a los futbolistas y al entrenador. “Si Racing va a la Promoción, ustedes van al hospital”, se leía en panfletos lanzados en el lugar.

Sin embargo, no hubo contacto con los futbolistas, quienes pudieron ver cómo los hinchas quemaban en la calle una bandera que varias veces habían llevado a la cancha con las siglas Kirchner 2003/2011. En medio de las protestas, los hinchas acusaron a 'K' de no hacer el esfuerzo suficiente para normalizar la institución, tal como había prometido.

Apenas unos minutos después, el gobierno bonaerense cambió al interventor de la asociación civil Racing Club, con el objetivo de que se vaya la gerenciadora Blanquiceleste, que preside Fernando De Tomaso, y encargarse de levantar la quiebra. Todo con el aval del ex presidente Kirchner, confeso hincha de Racing.

Así lo admitió Héctor García Cuerva, quien reemplazará al desplazado interventor Nicolás Dilernia, en una decisión dispuesta por el gobernador Daniel Scioli, instrumentada a través del ministerio de Justicia provincial que encabeza Ricardo Casal.

García Cuerva, que ya había estado en el cargo antes de Dilernia, admitió públicamente que detrás de la movida está el ex presidente Kirchner, y que se venía hablando “desde hace más de un mes”. “Esto es el resultado de análisis al más alto nivel político de la Provincia y de la Nación”, dijo García Cuerva y ante la consulta incluyó “al ex presidente de la Nación y presidente del Partido Justicialista”.

García Cuerva propuso que en lugar de esperar hasta diciembre o febrero, cuando De Tomaso tiene que pagar la última cuota de la quiebra, “se vaya ahora y deje al órgano fiduciario y a nosotros levantar la quiebra ahora”.

El ministro Casal justificó la intervención en “pacificar” el club y porque el interventor saliente “no ha encontrado el punto justo para mejorar la calidad institucional”, pero aseguró que nada tenía que ver lo deportivo. La declaración de Casal choca con los dichos de García Cuerva, quien dijo ser hincha del club, y que uno de los motivos es la situación del equipo, que está en zona de Promoción.

El nuevo interventor defendió también a los jugadores del equipo, que fueron amenazados por los barras al señalar que “hoy, para nosotros los hinchas de Racing, no hay mejores jugadores ni mejor técnico que los que tenemos”, indicó.

Por la tarde, un grupo de simpatizantes agrupados en la denominada “Mesa de Enlace”, entregó una carta en la sede del Consejo Nacional del Partido Justicialista dirigida a Kirchner, en la que describen las causas por las que debe darse por concluido el gerenciamiento. Sin embargo, desde Blanquiceleste confirmaron que la gestión que lleva delante De Tomaso “no corre ningún tipo de riesgo”.

Las horas por venir serás decisivas para la vida institucional de la 'Academia'.


Comentarios


Racing tiene interventor 'K'