Ratifican el final de la doble indemnización

En una semana anunciarán su eliminación. Estaba atada a una desocupación de un dígito.

El gobierno anunciará la semana próxima la eliminación del sistema de indemnización especial por despido, vigente desde 2002, como consecuencia de la emergencia laboral.

Así lo afirmó ayer el ministro de Trabajo, Carlos Tomada, quien aseguró que la eliminación de la indemnización especial «es una decisión que ya está adoptada por el gobierno», y anticipó se anunciará «la semana que viene».

De esta manera, Tomada respondió sobre la condición que se puso a la creación de ese régimen especial por despido injustificado en 2002, que luego fue reducida a 50 por ciento más, de eliminarla cuando la desocupación llegara a un dígito, situación que acaba de suceder. «Supongo que la semana que viene, para dar certidumbre jurídica en todas sus formas a quienes reclaman el cumplimiento de esta norma», indicó el ministro.

El ministro puntualizó que «este gobierno entendió que la doble indemnización era una respuesta excepcional a una situación excepcional como eran los niveles de desempleo inéditos que tenía la Argentina».

«Ese remedio excepcional en la medida que esa situación dejara de ser excepcional debía volverse a la normalidad, al sistema indemnizatorio habitual de la República Argentina», añadió Tomada, quien subrayó: «Así nos comprometimos por ley y así lo vamos a cumplir».

Explicó que la eliminación de la doble indemnización «es una cuestión formal», y señaló que «ayer se conoció este dato estadístico, y en estas horas se verá cuál es la respuesta formal, pero la decisión ya está adoptada por el gobierno».

Por otra parte, afirmó que en los últimos tres años «casi 700 mil beneficiarios de los planes sociales se incorporaron al empleo formal». «Hay un cambio que se viene produciendo desde 2004 que es la incorporación de los beneficiarios de planes sociales al trabajo real», indicó el ministro.

Subrayó que «cuando se computaban a los beneficiarios de planes sociales como desocupados, el índice superaba largamente los 20 puntos» en 2004, y remarcó que «ahora llega a 9,3 por ciento». «Esto significa que muchos argentinos han vuelto a

creer que el trabajo es la fuente fundamental de inclusión social», concluyó el titular de la cartera laboral, quien señaló que «este es un dato que se había perdido en la realidad nacional».

En otro orden, destacó que «el núcleo duro, que comprende a los desocupados con restricciones teóricas para acceder al empleo, se reduce igual o más aún que el promedio de la desocupación». «Estos desocupados sin experiencia o de larga duración, se están incorporando más que el promedio», aseguró Tomada, quien subrayó que «hay una política activa destinada a estos sectores».

El ministro también se refirió a las paritarias que se iniciaron semanas atrás en algunos sectores, y afirmó que «el proceso de mejora de los salarios viene produciéndose como política concreta del gobierno desde 2003». Tomada sostuvo que «el salario no es solamente un costo laboral, su recuperación es un factor de desarrollo económico».


Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios