Recapturaron a los dos peligrosos presos de Roca

Pasadas las 14 estaban atravesando la Ruta Nacional 22 en la localidad de Cervantes. Policía de la Comisaría 22 los detuvo luego de recibir un aviso de la presencia de dos hombres sospechosos. Fueron identificados y puestos a disposición de la Justicia. Se habían fugado el martes.



Policía de Río Negro recapturó a los dos peligrosos delincuentes que se habían fugado en la madrugada del martes del Establecimiento de Ejecución Penal N°2 de la localidad rionegrina de General Roca.

Pasadas las 14, un policía que había cumplido su jornada laboral e iba hacia su casa, vio dos hombres haciendo dedo sobre la Ruta Nacional 22 en Cervantes, a la altura de las dos curvas. Le parecieron sospechosos y decidió avisar a la Comisaría 22 de la ciudad y a Personal de Tránsito de la policía caminera.

Según informó el subjefe de la Policía de Río Negro, Roberto Stupniki, el operativo se armó desde el lugar. Primero salió un auto particular con policías de civil a bordo y más atrás iban patrulleros de la Comisaría y Tránsito. Al llegar al lugar vieron a los dos hombres que reunían las características físicas de los evadidos por lo que fueron rodeados, reducidos y detenidos. Posteriormente fueron identificados como Alex Velázquez Barrientos y José Antonio Zapata.

Los dos peligrosos presos, cuyo paradero era un misterio hasta hace horas, ofrecieron mínima resistencia pese a que estaban armados. “Tenían armas blancas en su mochila que no alcanzaron a sacar porque fueron sorprendidos”.

Al momento de la detención estaban pasando la Ruta Nacional 22 por lo que suponen que pretendían llegar por la zona de chacras hacia Regina. Los detenidos ya habían cambiado ligerament su aspecto. En el caso de Zapata se había sacado la barba y “había algunas innovaciones en la cabellera”, señaló Stupniki en conferencia de prensa.

Por su parte, el comisario inspector Daniel Jara, director Judicial de la Policía provincial, detalló que previa a la detención habían realizado allanamientos en la localidad de Allen. Atribuyó al trabajo en forma conjunta de las Brigadas de Investigaciones de Roca, Allen y Cipolletti el hecho de que los evadidos abandonaran el lugar seguro en el que se ocultaban que estimaban era en General Roca.

Luego de que fueran revisados por el médico policial en la Comisaría de Cervantes serán trasladados hacia General Roca para ser entregados al penal donde cumplen sus respectivas condenas.

Familiares de las víctimas, informados de la detención. Al respecto Stupniki dijo que habló con el Jefe de la Regional Quinta quien comunicó a la madre de Agostina Mazzina la detención y “se tranquilizó”. La mujer tenía custodia policial ya que temía por su propia seguridad y la de su familia.

La noticia de la fuga, ocurrida el martes, había generado fuerte conmoción en la zona dados los antecedentes de ambos delincuentes. Por las redes sociales circulaban imágenes de los evadidos y se pedía a la comunidad, en caso de saber de ellos, que aporte datos a la comisaría más cercana o al 101.

El prontuario.- Alex Velázquez Barrientos está condenado a prisión perpetua por el crimen de Agostina Mazzina, ocurrido en Fernández Oro en 2009. José Antonio Zapata está sospechado de múltiples delitos entre los que sobresalen el crimen del odontólogo de Cipolletti Héctor Parlanti, y el asalto y abuso sexual de una turista a principios de año.

La fuga.- Ambos estaban alojados en el pabellón 9 del Establecimiento de Ejecución Penal 2, junto a otro grupo de internos aunque en una celda diferenciada. Aparentemente a las dos de la madrugada violentaron el cerrojo de un portón con una sierra. Luego, forzaron otra reja y llegaron a un pequeño patio interno que se encuentra cubierto con una malla metálica.

Tras escapar de ese sector, cruzaron todo el patio interno para luego darse a la fuga, saltando uno de los paredones. A esa hora nadie se percató de la fuga de los dos peligrosos delincuentes, quienes se fueron tranquilamente por una de las calles laterales. A la mañana del martes, cuando se realizaba el recuento de internos, siete horas después de concretada la fuga, los efectivos se dieron cuenta que Velázquez Barrientos y Zapata no estaban.

Ayer, el juez Juan Pablo Chirinos aseguró que la falta de personal para el cuidado de los más de 300 internos de la cárcel de Roca podría ser uno de los motivos que derivaron en la fuga.

“Con ocho personas no se puede vigilar toda la muralla que rodea el penal”, dijo el magistrado al analizar el escaso personal que existe en el penal. Y agregó: “esto lo sabe el personal y las personas que están detenidas”.

rionegro.com.ar

Conferencia de prensa del subjefe de la Policía de Río Negro

ACTUALIZADO


Comentarios


Recapturaron a los dos peligrosos presos de Roca