Con funcionarios a la cabeza, el gobierno intenta reabrir escuelas

En algunos casos, como ocurrió en el barrio Copol, el plan generó reacciones violentas. En el centro de la capital muchos colegios funcionaron, pero en el oeste casi ninguno.

19 abr 2007 - 00:00

NEUQUEN (AN).- Con funcionarios a la cabeza que acompañaron a grupos de padres y algunos empleados del Estado, el gobierno desplegó ayer una poco convencional estrategia para abrir escuelas. En algunos casos, como ocurrió en la número 4 del barrio Copol de esta ciudad, el plan del gobierno generó reacciones violentas.

La titular del Consejo Provincial de Educación, Mara Alvarez, dijo que en medio del paro hay 94 escuelas funcionando en Neuquén y ciudades aledañas, y reconoció que desde ayer, y en los días sucesivos, los funcionarios de su cartera van a garantizar la apertura de los establecimientos.

El gremio de los docentes criticó la metodología y advirtió que eso puede generar más enfrentamientos y episodios de violencia.

En las últimas horas, en algunas dependencias del Estado los funcionarios reunieron a los empleados y los instaron a acompañar este proceso de reapertura de escuelas.

Distribuyeron el detalle de las escuelas cerradas de Neuquén y Plottier, teléfonos de funcionarios -desde el jefe de Policía hasta los de los responsables de prensa oficial-, y contactos, también telefónicos, con punteros para actualizar información.

El papel distribuido por el gobierno, al que accedió este diario, incluye los teléfonos de las dos radios AM y sugiere conectarse con un programa específico que sale al aire a la mañana bien temprano.

Varias escuelas de la ciudad volvieron a dictar clases aunque sólo en contados grados y con pocos alumnos. En Ciudad Industrial los padres ocuparon el colegio y comenzaron a dictar clases de apoyo. En Copol los vecinos se trenzaron en una dura discusión al tratar de reabrir una escuela.

En la mayoría de los colegios que retomaron las clases los maestros y directivos manifestaron estar atemorizados ante posibles represalias por parte de grupos sindicales e incluso de los padres que pugnan por la continuidad de la huelga.

De acuerdo a un relevamiento realizado por este medio la mayoría de las escuelas del oeste de la ciudad no habían retomado las clases y sólo permanecían en ellas sus directivos.

En tanto, que en el radio céntrico, el panorama fue el contrario ya que fueron más los colegios que volvieron a dictar clases, fundamentalmente durante el turno tarde.

En la Escuela 4 del barrio Copol se vivieron los momentos más tensos de la jornada cuando dos grupos de padres se trenzaron en una acalorada discusión respecto a la apertura del colegio. La pelea entre los vecinos comenzó por la mañana cuando un grupo de funcionarios provinciales encabezados por el presidente del EPEN, Nicolás Salvatori, concurrió al colegio en compañía de un directivo del Consejo Provincial de Educación (CPE) para abrir el edificio que desde el pasado 4 mantenía las puertas cerradas con llave.

En enfrentamiento, que estuvo a punto de derivar en golpes de puño, se tranquilizó cuando el director de Sueldos del CPE, José Pérez advirtió que el accionar de los funcionarios se da en el marco de una resolución del organismo y que se realizaría una reunión de padres y docentes para definir si el colegio retoma o no las clases.

Mientras en distintos barrios muchas escuelas permanecieron con las puertas cerradas con candados, en el barrio Ciudad Industrial los padres ocuparon la Escuela 175 y convocaron a los docentes a volver a las aulas. La ocupación comenzó el martes cuando los padres concurrieron con un cerrajero y un escribano para poder ingresar al edificio donde ayer los mismos padres comenzaron a dictar clases de apoyo a los chicos que se acercaron hasta el establecimiento. "Abrimos el colegio y estamos adentro esperando a las maestras que quieran venir y garantizándoles que nos vamos a hacer cargo de su seguridad", explicó Patricia Díaz, una de las madres del colegio.

NEWSLETTER

Suscribite a “Noticias del día”Recibí todas las mañanas un correo con toda la información.