Los sindicatos intentarán que los salarios le empaten a la inflación

Los gremios del sector privado buscarán aplicar la cláusula gatillo, garantía que equipara los puntos acordados con la suba de precios.

Las negociaciones para el 2018 se encaminan en el mismo sentido: un pacto con la estimación oficial y un ajuste en caso de no cumplirse el pronóstico.

23 dic 2017 - 20:45

Los sindicatos neuquinos con mayor poder de negociación se preparan para ejecutar la cláusula gatillo acordada para los aumentos salariales de 2017. Petroleros, empleados de comercio y obreros de la construcción cerraron subas de alrededor del 20% ajustables sí la inflación anual superaba los 20 puntos. La estimación de precios que hizo Nación fue del 17%, pero la mayoría de las consultoras privadas coinciden que rondará el 24%.

Desde el Centro de Empleados de Comercio, su secretario gremial Ramón Fernández, confirmó que comenzarán las discusiones a mediados del mes próximo. “Las paritarias se abren el 1 de enero y hay reuniones previstas para mitad de mes. Por un lado se discutirá cómo se aplicará la cláusula gatillo y, por el otro, se harán las estimaciones salariales para 2018”, indicó a “Río Negro”.

El CEC tiene unos 18.000 afiliados en toda la provincia. Si bien negocia paritarias nacionales, la zona tiene ítems específicos que también impactan en los salarios locales. Para este año acordaron una suba del 20% que fueron pagadas en dos tramos y que incluyó la famosa la cláusula gatillo: significa que los trabajadores recibirán la diferencia entre el porcentaje acordado y el número de la inflación anual.

Fernández explicó que no se especificó cómo se computará la diferencia a pagar. Uno de los puntos centrales tiene que ver con el carácter que tendrán las sumas porque si son remunerativas se incorporarían al piso salarial para futuros aumentos. De lo contrario sería una suma sin descuentos.

El sector petrolero tiene alrededor de 28.000 operarios entre afiliados a los sindicatos de Petroleros Privados y Petroleros Jerárquicos. El acuerdo firmado finaliza en abril y fue también del 20% y se pagó en dos tramos. En este caso la cláusula se activaría una vez que termine el año calendario del aumento.

Algo similar ocurrió con el gremio de la construcción, Uocra, que tiene 1.200 afiliados, con un área de influencia que se extiende a unos 10.000 trabajadores de la actividad. En el primer semestre acordaron un 20% y pese a los intentos fallidos por volver a discutir haberes, ahora irán por la ejecución del ajuste por inflación.

Los acuerdos salariales atados a los números de la inflación fueron una medida que bajó a todas las paritarias el gobierno de Mauricio Macri. Sus funcionarios habían trazado una expectativa de entre el 17 y 20 por ciento, un objetivo que el gabinete económico no pudo controlar.

Para 2018 las especulaciones van en el mismo sentido: aumentos salariales ajustados a los indicadores oficiales del crecimiento de los precios. Sin embargo el fracaso de este año en tratar de contener los números de la inflación, anticipan un negociación más dura. En la previa de las discusiones ya comenzaron a correr versiones sobre algunos ajustes en Ganancias, algo que en la Patagonia tiene escalas diferenciales pero que alcanzan a un gran número de trabajadores.

Los estatales se preparan para otra dura negociación

Los gremios que representan a los diferentes servicios que brinda el Estado tendrán otro año duro por delante en materia de negociación. Ganarle a la inflación será otra vez el nudo de la batalla.

El gobierno cerró un acuerdo de fin de año con ATE que llegó después de jornadas de violencia. El conflicto se inició con un reclamo para avanzar con el convenio colectivo de trabajo para el sector Salud. Tras las jornadas de enfrentamientos en la puerta de Casa de Gobierno con gases lacrimógenos y balas de gomas de un lado y piedrazos del otro, ATE firmó un papel que dice que acepta que le descuenten los días de paro, que sigan adelante las causas judiciales iniciadas por los incidentes y que no se adelantará la discusión del convenio colectivo, algo que pedía inicialmente. El gremio, además, se compromete a iniciar el ciclo lectivo sin paro en el 2018. Ellos representan a los auxiliares de servicio, pero ATEN es el otro sindicato que tiene que definir pauta salarial para el año próximo y es el que agrupa a los maestros, por lo que no es posible afirmar hoy que las clases se inicien sin huelga el próximo año.

trabajadores tiene la Uocra en la zona de influencia de la filial de Neuquén. El acuerdo del 2017 fue al promediar el año y alcanzó el 20%.
10.000
suman los afiliados del gremio de los mercantiles. También pagaron un 20% en dos cuotas.
18.000
son los petroleros afiliados a los dos gremios. El acuerdo fue del 20%, finaliza en abril y se otorgó en dos tramos.
28.000
Uno por uno
Neuquén

Seguí informado, suscribite gratis a nuestro newsletter

TAGS.

NEWSLETTER

Suscribite a “Noticias del día”Recibí todas las mañanas un correo con toda la información.

Últimas noticias de esta sección