Río Negro pide autorización para endeudarse en $ 1.800 millones

La administración Weretilneck asegura que los fondos serán destinados a la cobertura del déficit de esta segunda parte del año. el primer semestre se colocaron 2.300 millones a tres años y esa disponibilidad sirvió para el pago de las letras del Tesoro que fueron venciendo.

13 jul 2018 - 00:00

Nación analiza un pedido de Río Negro para la emisión de 1.800 millones de pesos de letras del Tesoro, destinado a la cobertura del déficit del segundo semestre.

El aval –seguramente– estará en julio, aunque en la provincia relativiza la urgencia, planteando que la presente volatilidad del mercado no hace conveniente ninguna operación y, además, la suba de los ingresos otorga más tiempo.

El gobierno nacional resalta su aporte a Río Negro, consignando que este año ya le otorgó 1.475 millones –afirman– porque computan un préstamo de 625 millones para infraestructura de viviendas y la refinanciación de 850 millones, cuyo vencimiento operaba en junio. En Economía provincial minimizan esos instrumentos y, entre otras cosas, dicen que sólo se usaron 15 millones del crédito de infraestructura, considerando que los desembolsos están relacionados con los pagos de certificados de obra.

Más tarde o temprano, Río Negro requerirá este semestre de financiamiento frente al déficit, que –según su estimación presupuestaria– estaría en los 2.500 millones. El diseño original de la cartera de Agustín Domingo prevé la emisión de letras del Tesoro por 1.800 millones. El primer semestre se concentró en la colocación de 2.300 millones con un bono a tres años y esa disponibilidad sirvió esencialmente para el pago de las letras del Tesoro que fueron venciendo.

Los funcionarios nacionales no pondrían reparos al pedido de aval, pues aceptan endeudamientos orientados al pago de deuda o, en todo caso, refinanciar la existente. Río Negro defiende su pedido en la emisión de nuevas letras que están programadas en un esquema de reducción del déficit.

Igualmente, Domingo plantea cautela en la emisión por dos razones. La inestabilidad del mercado financiero no alienta ninguna operación y la suba de ingresos otorga un poco más de tiempo.

Las provincias evitaron últimamente salir con títulos públicos. En junio, Buenos Aires lo hizo con 2.500 millones de letras, con una tasa implícita del 40%, con plazos de 55 a 118 días.

El 22 de junio, el gobernador Alberto Weretilneck se entrevistó con el ministro del Interior, Rogelio Frigerio. Fue en Olivos y, según la información oficial, ambos “repasaron varios temas”. Igual no se consignó el central: la autorización para las letras. El ministro habría adelantado su conformidad, siempre encuadrada en el destino del pago de deuda o refinanciamiento.

En Nación se resalta el fuerte crecimiento de sus transferencias, centrado especialmente en la Coparticipación Federal. Su suba interanual del 2017 llegó al 32% mientras en el período enero-mayo del presente año llegó al 43,7%. Ese crecimiento nacional es central, pues significa el 67% de la disponibilidad total de ingresos de Río Negro.

Fondos Río Negro
Datos clave
2.500
es el déficit, en millones de pesos, proyectado por las autoridades rionegrinas para el cierre de este año.
48%
es la tasa de interés que llegó estos días y la que pagan algunos sectores oficiales por dinero de corto plazo.
En Nación se resalta el fuerte crecimiento de transferencias recibido por la administración Weretilneck, centrado especialmente en la Coparticipación Federal.

Seguí informado, suscribite GRATIS a nuestro newsletter

NEWSLETTER

Suscribite a “Noticias del día”Recibí todas las mañanas un correo con toda la información.