Regulan la venta callejera en Bariloche



#

La comuna ofertó trece espacios nocturnos.

SAN CARLOS DE BARILOCHE (AB).- El Ejecutivo municipal preadjudicó los espacios reservados para el expendio de panchos, hamburguesas y otros comestibles en la vía pública, que de ahora en más tendrán que abonar un canon y cumplir con estrictos controles bromatológicos. La regulación de la actividad –largamente demorada– debería desembocar en la erradicación los puestos clandestinos, que hoy trabajan a toda hora y sin permiso alguno. A la licitación se presentaron más de 30 oferentes, muchos de ellos actuales vendedores. El municipio ofertó trece espacios en la zona del microcentro, los cuales sólo podrán trabajar de madrugada, entre las 0:30 y las 7. En horario diurno serán habilitados otros nueve puestos en la zona periférica, desde la calle Elflein hacia el sur. El director municipal de Gobierno, José Danegger, informó que las preadjudicaciones ya están resueltas y ahora corren los tres días hábiles para efectuar impugnaciones. Si no hay cuestionamientos, faltará sólo que el área de Inspección General complete la verificación de los puestos y de las normas bromatológicas. Los permisionarios deberán pagar un 20% del canon anual y el resto tendrán que saldarlo en diez cuotas mensuales. En la mayoría de los puestos el gravamen será de 5.000 pesos por año, aunque otros fue fijado en 3.500 pesos. En un principio el municipio pretendió cobrar 12.000 pesos por año, pero concedió una importante rebaja ante el reclamo de los propios interesados.


Comentarios


Regulan la venta callejera en Bariloche