Resisten para evitar una segunda usurpación



#

Diego von Sprecher

ALLEN (AA).- Ocho familias que tienen entre sus integrantes personas con discapacidad, se turnan para proteger un plan de viviendas a medio terminar por temor a que se las usurpen. Son preadjudicatarios de las casas que están en construcción desde hace dos años y medio pero los fondos comprometidos para terminarlas llegan a cuentagotas. Viviana Bocanegra y el resto de los vecinos beneficiarios de las viviendas situadas detrás del barrio de Empleados de Comercio, resisten a la usurpación. Hace más de dos años les arrancaron de un tirón el sueño de contar un techo propio cuando en febrero una toma organizada se apoderó de un plan habitacional de 40 casas donde tenían asignadas sus viviendas, en el Colonizadora. El fin de semana un grupo personas llegó con un camión con muebles para usurpar dos de las ocho casas. La amenaza de ocupación –dijo Viviana– había circulado y finalmente se cumplió. La policía persuadió a los ocupantes para que abandonen el lugar. “Fue una situación muy fea porque nos terminamos enfrentando. Se fueron pero quedó como que iban a volver con armas”, dijo Bocanegra. Las casas las construyen dos cooperativas El Trébol y La Esperanza Los vecinos tienen una preadjudicación que les otorgaron en el municipio pero para mudarse necesitan que concluyan la obra.

Los beneficiarios del plan habitacional que se construye en Allen piden que se termine.


Comentarios


Resisten para evitar una segunda usurpación