Río Negro: ¿una campaña casi sin aportes privados?

Sólo la UCR admitió donaciones, por 400.000 pesos.



#

Tres de los cuatro partidos aseguraron ante la Justicia que no usarán más plata que la recibida desde el Ministerio del Interior.

La campaña desplegada desde hace un mes para las elecciones legislativas del próximo domingo tendrá un costo global oficial de 2.060.570,27 pesos en Río Negro.

La cifra surge de las declaraciones presentadas ante la Justicia Electoral Nacional por las cuatro agrupaciones que disputarán las bancas en el Senado y en la Cámara de Diputados.

El dato singular de los informes es que sólo la UCR confirmó que tendrá aportes privados para el financiamiento de las acciones proselitistas y de organización interna. El Frente para la Victoria, el Frente Progresista y el Partido Obrero aseguraron que sus ingresos corresponderán netamente al aporte estatal establecido por la ley 26215.

La disposición 248 del Ministerio del Interior, firmada el 29 de agosto por el director nacional Electoral, Alejandro Tullio, indica que 1.390.990,87 pesos serían transferidos desde Nación hacia los partidos que competirán en las urnas rionegrinas este domingo. De ese monto total, 561.081,61 corresponden a la categoría de diputados y 829.909,26 a la de senadores.

Por su parte, en la página web del Poder Judicial de la Nación aparecen los informes de campaña obligatorios que cada fuerza tuvo que presentar diez días antes de los comicios, en los que se detalla el origen de los recursos que se están utilizando para promocionar a los candidatos y cubrir gastos operativos.

Es allí donde puede advertirse que sólo el radicalismo reconoce que las recorridas, propagandas y compra de insumos se están financiando con dineros públicos y privados. La presentación de la UCR indica que la campaña global prevé ingresos por 653.522,60 pesos, que se repartieron en partes iguales para las dos categorías, y de los cuales 400.000 pesos llegarán de contribuciones y donaciones. En esta instancia del proceso todavía no se conocen nombres y apellidos de los aportantes, datos que sí deben estar en el informe final de campaña que se presenta 90 días después de finalizada la elección.

El Frente para la Victoria declaró ante la Justicia Electoral que prevé ingresos por 732.574,54 pesos, todos provenientes del Estado, con una mayor inversión para la campaña rumbo al Senado. A ese tramo se destinarán 412.256,48 pesos, dejando 320.318,06 para la promoción de los aspirantes a la cámara baja.

La documentación que completó el Frente Progresista habla de una inversión de 376.459,30 pesos, de los cuales 211.180,16 pesos fueron para la campaña de senadores y 165.279,14 para diputados.

Por último, el Partido Obrero prevé distribuir los 298.013,83 pesos recibidos desde el Estado casi en partes iguales, con 165.819,66 pesos para las acciones proselitistas y gastos operativos de la categoría senadores y 132.194,17 para diputados.

Otro dato a tener en cuenta es que existe una incongruencia entre los ingresos previstos por los cuatro partidos en sus informes ante la Justicia Electoral (2.060.570,27 pesos) y el resultante de la suma del aporte estatal establecido por el Ministerio del Interior (1.390.990,87 pesos) y los únicos fondos privados reconocidos (400.000 pesos). El origen de esos 269.579,40 pesos todavía es una incógnita.

(Redacción Central)

A 4 DÍAS DE LAS ELECCIONES


Comentarios


Río Negro: ¿una campaña casi sin aportes privados?