Roban tres autos, balean víctimas y copan colectivo

El raid delictivo lo protagonizaron tres delincuentes. Uno de ellos murió, dos fueron detenidos y un rehén está herido

BUENOS AIRES (Télam).- Tres delincuentes, uno de los cuales murió, robaron tres autos en una hora, balearon a una mujer y coparon un colectivo en un raid delictivo que se inició en el barrio porteño de Mataderos y terminó en el partido de La Matanza con un rehén herido en una pierna.

Como consecuencia del tiroteo con la policía, los otros dos integrantes de la banda fueron detenidos heridos de bala.

El violento raid se inició antenoche a las 19.30 cuando tres ladrones armados asaltaron a una familia en una casa ubicada en la calle Murguiondo del barrio de Mataderos. Tras el asalto, los ladrones huyeron en el Fiat Uno de la familia y se dirigieron al partido de La Matanza.

Al llegar a Lomas del Millón, los ladrones se cruzaron con un hombre que se desplazaba en un Peugeot 405 y esperaba que su mujer saliera del trabajo. Los ladrones dejaron el Fiat Uno y se subieron al Peugeot 405 de Horacio Molina, de 34 años, a quien tomaron como rehén. "Los delincuentes amenazaron a Molina y le exigieron dinero. También le dijeron que si no entregaba dinero, iban a meterse en su casa y la iban a saquear", reveló una fuente.

Con Molina como rehén, los ladrones llegaron hasta Mitre y Colón donde quisieron robar una Trafic que llegaba a una casa, guiada por María Sigliano.

Al ver a los ladrones, la mujer quiso refugiarse en la casa ayudada por su madre María Larrañaga, de 57 años. La principal hipótesis es que al ver que las mujeres se escondían en la casa, uno de los ladrones disparó. Uno de los balazos atravesó la puerta e hirió a Larrañaga.

El investigador consultado precisó que "para intentar el robo de la Traffic, los ladrones dejaron a Molina solo en el auto pero amenazaron con matarlo si intentaba escapar". Después de herir a la mujer, los ladrones subieron nuevamente al 405 y continuaron el raid delictivo. En Colón y Roca, los ladrones se cruzaron con un Citroën Xsara en el que circulaba una pareja e intentaron robarlo.

A ese lugar, y sin que los ladrones lo supieran, ya había llegado un móvil del Comando Patrullas local alertado de la seguidilla de robos. Los policías cercaron a los ladrones cuando intentaban robar el Citroën.

Molina aprovechó esta situación para escapar y al grito de "No tiren, no tiren, soy rehén", abandonó el Peugeot 405.

Según la policía, al ver que estaban cercados, los ladrones escaparon y efectuaron varios balazos contra el patrullero.

Uno de esos tiros reventó uno de los neumáticos del patrullero y los policías no pudieron continuar con la persecución. Por causas que se investigan, también fue herido en una de sus piernas el rehén Molina.

"Todo parece indicar que a Molina lo hirió uno de los ladrones, porque los policías cuando vieron que se trataba de un rehén no dispararon", dijeron.

Después de fugar a pie, los ladrones se introdujeron en la terminal de la línea 2 de colectivos en el partido de La Matanza. Se subieron al interno 79 que estaba estacionado con sólo su chofer a bordo. Los ladrones obligaron al chofer a manejar y se trasladaron por la avenida General Paz, mientras varios patrulleros los cercaban.

Cuando llegaron a General Paz y Lisandro de La Torre, los ladrones decidieron abandonar el colectivo y cruzaron al partido de La Matanza, donde volvieron a tirotearse con la policía. Dos de los delincuentes fueron heridos y detenidos y un tercero murió baleado por la policía.

La comisario Alicia Nocquet, dijo que uno de los asaltantes herido ya fue dado de alta y el otro sigue internado pero fuera de peligro.

En poder de los delincuentes secuestraron un arma 9 milímetros y dos armas calibre 32.


Comentarios


Roban tres autos, balean víctimas y copan colectivo