Robaron otras dos computadoras en Bosques

Los atracos contra oficinas públicas, desde las que los delincuentes se llevan equipos informáticos, se suceden en Bariloche. Anteanoche le volvió a tocar a la delegación de Bosques.



SAN CARLOS DE BARILOCHE (AB).- La instalación de rejas y sofisticadas alarmas no resultan suficientes para contener el fenómeno creciente del robo de computadoras en los organismos públicos. Ayer volvieron a sustraer dos preciados equipos de la delegación provincial de Bosques, que ya antes había sido blanco de los delincuentes en varias oportunidades.

A la 1.45 de ayer se activó la alarma monitoreada en la construcción ubicada en Pasaje Gutiérrez y Curuzú Cuatiá, donde funciona la delegación de Bosques, pero cuando llegaron la Policía y uno de los funcionarios de la repartición los delincuentes ya habían escapado llevándose las dos CPU más modernas.

Tanto los damnificados como las autoridades presumen que los delincuentes estaban altamente calificados en electrónica e informática, porque luego de suprimir la energía eléctrica cortaron prolijamente los cables de la alarma y retiraron la pila que la alimenta durante un eventual corte de luz. Después, eligieron las dos CPU más modernas y de mayor capacidad, y descartaron otras de mayor antigüedad, los monitores, teclados e impresoras.

Los robos se suman a los que sufrieron en fecha reciente los centros periféricos de Salud y una multitud de organismos públicos, y alimenta la sospecha sobre la existencia de un importante mercado negro de computadoras y componentes, que creció de manera significativa desde que aumentaron los insumos, en forma paralela con la divisa norteamericana.

Hace aproximadamente un año, la delegación de Bosques sufrió tres robos en 40 días, que los privaron de computadoras, equipo de radio, fax y otros elementos electrónicos. En la última oportunidad los delincuentes se tomaron el tiempo suficiente para dejar una impronta festiva: “vuelven los pibes chorros”, junto a un gran desorden en las instalaciones.

No se salvaron de los robos de computadoras el Tribunal de Faltas y otros organismos municipales, pese a que las dependencias están ubicadas en el Corralón Municipal, que cuenta con un sereno en forma permanente. De las oficinas del Plan Nacional de Manejo del Fuego se llevaron computadoras, un fax y el equipo radial de comunicaciones, y 7 computadoras y una impresora láser del edificio anexo de la Universidad Nacional del Comahue, con tesis doctorales, estudios e información acumulada en vario años de trabajo Sustrajeron el disco rígido de tres computadoras de Altec, con información que podría ser útil para el magistrado que investiga a esta empresa del Estado, y de un centro médico de diagnóstico por imágenes, robaron una computadora completa, que contenía los diagnósticos de más de tres mil pacientes, muchos de ellos oncológicos.

Otro robo perjudicó a un arquitecto que guardaba en los archivos de su computadora varios proyectos y complejos esquemas que le habían demandado cientos de horas de trabajo, y muchos otros organismos públicos, como la delegación provincial de Fauna denunciaron episodios similares.

Este tipo de hechos se reiteran con frecuencia creciente, y rara vez las autoridades encuentran los objetos sustraídos, que en el caso de las computadoras tienen el valor agregado de la información contenida, en mucho casos irrecuperable. “Suponemos que las deben llevar para otro lado, pero acá también hay negocios que compran”, refirió un jefe policial, consciente de que se enfrentan a una compleja modalidad delictiva.


Comentarios


Robaron otras dos computadoras en Bosques