Roldán superó al colombiano Del Castillo en las tarjetas y con lo justo

El argentino conquistó el título latino plata superligero del Consejo Mundial de Boxeo.





Hugo Roldán cumplió su segunda pelea en el exterior y consiguió la victoria en una definición por puntos. Gentileza.

Hugo Roldán se impuso al colombiano Germán Del Castillo, por puntos y en fallo mayoritario luego de diez asaltos y conquistó el título latino plata superligero del Consejo Mundial de Boxeo (CMB), que se encontraba vacante, en una de las peleas estelares de la velada desarrollada anoche en el Centro de Convenciones Vasco Núñez de Balboa del Hotel El Panamá, de la ciudad de Panamá.

En otra de las peleas titulares de la noche, el panameño Jaime Arboleda se vio muy beneficiado al vencer al dominicano Nicolás Polanco, en un polémico fallo mayoritario después de diez asaltos, y conquistó el título latino plata ligero CMB, que se encontraba vacante y la estadounidense Gabriela Fundora dominó a la local Nataly Delgado, en decisión unánime tras ocho rounds, y se alzó con el cetro latino mosca CMB vacante.

El invicto Roldán, quinto en el ranking argentino superligero, se presentó por segunda vez en el exterior y si bien superó a Del Castillo lo hizo con susto. Es que el colombiano lo envió dos veces a la lona, una en el segundo round y otra en el cuarto, caída fue controversial debido a que el golpe llegó después de la campana de finalizado el capítulo, fue un claro llamado de atención.

No obstante, el apodado Ñato debió esmerarse y apeló a su velocidad y ritmo intenso para revertir la situación. Gran parte de la pelea estuvo bajo su control. Frente a un colombiano algo estático, trabajó desde la media distancia, entrando y saliendo, impactando suave al rostro con cruzados y ascendentes.

Jaime Arboleda alcanzó una polémica victoria frente a Nicolás Polanco en otra de las peleas estelares realizadas en Panamá. Gentileza.

Por momentos, eran más toques que aciertos profundos. Pero, fueron suficientes para llevarse los capítulos. Los problemas fueron más por aspectos propios que ajenos. Su guardia algo abierta y su permanente boxeo en velocidad, sumado a su liviandad sobre el ring, amenazaban contra su firmeza y le quitaban potencia a sus envíos. De todas formas, no mermó su accionar y más allá de los sustos, se llevó la merecida victoria.


Comentarios

Comentarios

Para comentar esta nota debes tener tu acceso digital.
¡Suscribite para sumar tu opinión!

Suscribite

Logo Rio Negro
Roldán superó al colombiano Del Castillo en las tarjetas y con lo justo