Rossi ganó en Salta y Urcera quedó séptimo

El Misil ganó en el Top Race y repitió en el Súper TC 2000.



Matías Rossi estuvo intratable en su visita a Salta con los Toyota. El Misil ganó el pasado domingo una de las finales del Top Race, y ayer repitió en el Súper TC 2000, donde logró la tercera victoria en seis fechas. José M. Urcera terminó en el séptimo lugar.

Rossi, al que no le importó cargó los kilos de lastre en su auto porque consideró que lograr la pole era decisiva, estuvo en lo cierto.

Después de una muy buena largada, cse colocó al frente del pelotón. La movida de su compañero de equipo Julián Santero fue excelente, ganándole el lugar a Facundo Ardusso en el segundo frenaje.

Detrás se acomodaron Bernardo Llaver, Leonel Pernía, Matías Milla, Mariano Werner, Urcera, Facundo Conta y Fabián Yannantuoni .

La velocidad se neutralizó antes de cumplir la primera vuelta por un choque de Ricardo Risatti a Facundo Chapur, quien a pesar del golpe pudo seguir.

En el relanzamiento, los Toyota Corolla se escaparon adelante con más de un segundo de diferencia. Pero con el paso de las vueltas, Ardusso se despegó del pelotón y comenzó a acercarse a los líderes.

Atrás, Pernía quería superar a Llaver sin éxito y hasta en un frenaje puso de costado al Cruze por un leve toque. Recién en el octavo giro pudo deshacerse de la principal figura del equipo Chevrolet, porque AgustínCanapino estuvo en el Stock Car de Brasil, e inició el acercamiento a los tres de adelante.

Cuando promediaba la prueba, y Pernía ya estaba pegado a la cola de Ardusso, Milla se refregó con Llaver y, en el roce, el portamaza derecho de la suspensión trasera del Chevrolet se rompió.

“Me chocó Milla en una maniobra totalmente antideportiva”, aseguró Llaver, muy enojado con su rival.

En la vuelta 17 el Tanito Pernía se metió delante de Ardusso en la recta previa a la principal y los dos Renault tiraron en tándem para alcanzar a los Corolla. Cuatro vueltas después, la trompa del Fluence ya estaba a la cola del Toyota de Santero.

El Tanito comenzó a intentar el sobrepaso a poco más de cinco rondas para la bandera de cuadros. Si bien lo intentó en un par de ocasiones, no pudo y se tuvo que conformar con el tercer lugar.

Urcera hizo hasta lo que su nuevo auto le permitió y fue pelear detrás de los cinco mejores. Terminó séptimo y volvió a sumar bien después de un par de pruebas para el olvido.

Manu Urcera finalizó séptimom en la sexta final del certamen del Súper TC 2000. Gentileza.

Está claro que Urcera esperaba mucho más, pero por lo menos en esta prueba enSalta su auto se mostró más competitivo.

El 1-2 para Toyota fue muy importante, porque en la clasificación no especularon y apostaron a estar adelante por más que cargaron muchos kilos en sus autos.

La séptima fecha se cumplirá el 18 de agosto en el autódromo de San Nicolás, donde Pernía tendrá que defender su liderazgo en el certamen.


Comentarios


Rossi ganó en Salta y Urcera quedó séptimo