Se ahogó un joven en un balneario no habilitado

Fue en un sector lindero a Gatica, en Neuquén





NEUQUÉN (AN).- Un joven de 24 años que había ido a pasar el día junto con su familia y unos amigos al sector que, lindante al balneario Gatica, es conocido como Isla Verde, murió ahogado ante cientos de testigos que no pudieron hacer nada cuando lo vieron hundirse a unos 30 metros de la costa.

Es la primera víctima que el río Limay se cobra en la temporada en un espacio que no está habilitado como balneario. Incluso un cartel advierte de la falta de guardavidas, a pesar de que se cobra una entrada a quienes ingresan con vehículo.

Ocurrió cerca de las 15:45, cuando junto con su hermano y un amigo, Juan Martín Jara, de 24 años, nadó aguas adentro del brazo madre del río, en su tramo más rabioso a lo largo de esta ciudad, una característica que no impide que sean miles las personas que lo visitan durante los fines de semana.

Según relataron los testigos que lo vieron desde la costa, estaba a más de 30 metros y se hundió inmediatamente después de los primeros pedidos de auxilio.

Jara era oriundo de Chos Malal y había llegado junto con su familia hace cinco años. Sus padres viven en barrio Melipal, mientras que él convivía con su pareja en Cuenca XV. Ayer, todos habían ido al río a pasar el día.

Los primeros rastrillajes los hicieron los guardavidas del balneario Gatica, alertados por los testigos. Luego llegó el personal de la comisaría 41, Prefectura, los bomberos y Defensa Civil provincial.

El director de este último organismo, Claudio Domínguez, remarcó que en el lugar había «más de 1 persona» y que se trata de un espacio que se utiliza como balneario pero «no hay protecciones. No sé si está habilitado por el municipio, pero es muy hondo y correntoso», indicó.

Al cierre de esta edición, los rescatistas de las cuatro fuerzas estaban abocados a rastrillar distintas zonas río aguas abajo del lugar en el que los testigos vieron hundirse al joven, aunque el gran caudal y la corriente dificultaba los trabajos para dar con el cuerpo.

La Isla Verde es un tradicional espacio en Neuquén, concentra a miles de visitantes por fin de semana y no está habilitado para bañarse, como sí lo está el balneario Gatica, unos metros río abajo.


Comentarios

Para comentar esta nota debes tener tu acceso digital.
¡Suscribite para sumar tu opinión!

Suscribite

Logo Rio Negro
Se ahogó un joven en un balneario no habilitado