Se instruye una causa por usurpación a dirigentes mapuches

ZAPALA (AZ/AN).- La fiscalía de esta ciudad instruye una causa por usurpación contra los integrantes de la Confederación Mapuche que ocuparon el martes la planta compresora de gas en el área Anticlinal, ubicada a unos 50 kilómetros de aquí. La protesta, que apuntaba a generar una vía de diálogo con la empresa Apache en torno a la contaminación ambiental entre otros temas, puso en riesgo el abastecimiento de gas hacia Zapala y zona de influencia generando la intervención de oficio de los fiscales Héctor Trova y Marcelo Jofré. El caso tiene aristas particulares y produjo un quiebre entre la comunidad mapuche Gelay Ko y la Confederación Mapuche. Es que el lonco de Gelay Ko -donde está planta- desconoció la acción y dijo que quien la encabezó es Martín Velázquez, “alias Martín Maliqueo”, desconoce a la conducción. También menciona que la pareja de Maliqueo es “Carol Sáez, alias, Relmú Ñanco”. “Llamamos al orden organizativo a este personaje, ya que su accionar de manera arbitraria e inconsulta, irrumpiendo y violando nuestro organismos de representación propia como comunidad (...) con esta serie de acciones pone en amenaza la autonomía interna de nuestra comunidad”, expresó el lonco Jacinto Claleo y otros dirigentes a través de un comunicado de prensa. “No podemos permitir que estos personajes sin territorio y sin comunidad a la que responder y trabajar (...) se tomen estas atribuciones mediante la violencia y la inconsulta”, agrega la nota. El día del hecho, los fiscales elevaron un pedido de desalojo al juez Oscar Domínguez que finalmente no se ejecutó debido a que los manifestantes resolvieron abandonar la planta con la promesa de la apertura de una mesa de negociación. De todas formas, la causa por usurpación sigue adelante y ayer una fuente judicial confirmó que la instrucción continuará ya que el delito fue consumado. En esta línea, se espera que en los próximos días se soliciten una serie de medidas relacionadas con la causa y se cite a declarar en carácter de indagatoria a los referentes de la protesta, Martín Maliqueo y Relmú Ñanco, de la Confederación Mapuche. El conflicto se originó a partir del reclamo que viene llevando adelante la organización aborigen que exige, entre otros planteos, la inmediata puesta en marcha de un programa de remediación sobre el “proceso de contaminación ambiental y sociocultural que sufren los integrantes de Gelay Ko”. El panorama es sumamente complejo ya que el lonco de la comunidad no reconoce las gestiones que lleva adelante la Confederación y desmiente que existan episodios de contaminación. Maliqueo cuestionó los escasos beneficios que reciben los pobladores rurales asentados en cercanías de la planta. “Desde acá se abastece con gas a más de 40.000 personas pero los mapuches se deben calefaccionar con leña”, aseguró. El lunes Apache retomará el diálogo con los miembros de la Confederación.


Comentarios


Se instruye una causa por usurpación a dirigentes mapuches