Se llevaron dos cajas fuertes y no se dieron cuenta

El audaz asalto ocurrió en una estación de servicios YPF de Roca. En las cajas de seguridad habrían habido 180.000 pesos. Los autores arrancaron la reja de una ventana posterior.

ROCA (AR).- Un grupo de desconocidos cometió un audaz y llamativo asalto en una estación de servicios de esta ciudad sin que ninguna de las tres personas que estaban en el lugar se diera cuenta y se alzó con un botín que llegaría a los 180.000 pesos, según trascendió de fuentes policiales.

Hasta anoche no había detenidos y se trataba de buscar alguna pista que pudiera orientar la investigación.

El robo se produjo entre las 4 y las 5 de la madrugada de ayer en la estación de servicios YPF que se encuentra en avenida Roca y Ruta 22.

En el lugar se encontraba un playero, un empleado de una empresa de seguridad privada y una joven que atendía el servicompras.

Los delincuentes forzaron la reja de una ventana que da hacia la parte del lavadero y de esa manera lograron entrar en las oficinas de la estación sin que nadie lo advirtiera.

Todo indica que los autores del robo contaban con información certera y que además aprovecharon el fin de semana largo y que el lunes los bancos estuvieron cerrados y por lo tanto no se podían realizar depósitos.

Una vez adentro, da la impresión de que todo fue muy rápido. Los ladrones sólo se limitaron a tomar dos cajas fuertes de pequeñas dimensiones que no estaban empotradas sino en el suelo.

Allí, según informaron fuentes policiales, se encontraba gran parte de la recaudación del fin de semana largo, por lo que las cargaron y abandonaron el lugar por la misma ventana por la que habían ingresado.

Alrededor de las 5, una de las personas entró al sector y constató que faltaban dos cajas fuertes y que en la parte posterior había sido arrancada la reja de la ventana. En el lugar quedó una tercera caja de seguridad que tampoco estaba empotrada, aunque los investigadores no saben por qué no se la llevaron.

Una de las hipótesis es que fueron dos los delincuentes que ingresaron en las oficinas y que posiblemente decidieron regresar por la tercera caja aunque por algún motivo, tal vez el ingreso de alguno de los empleados, decidieron escapar con lo que ya tenían.

Se especula también con que en las cercanías los estuviera esperando un vehículo con algún cómplice para cargar las cajas y abandonar el sector rápidamente antes de que se descubriera el asalto.

A las 5:15 se recibió el llamado en el Comando Radioeléctrico, por lo que se envió personal de la Comisaría Tercera y se le dio intervención al gabinete de Criminalística, que levantó huellas en las oficinas. De todos modos, las mismas deberán ser cotejadas con personal perteneciente a la empresa para realizar un descarte e individualizar las de las personas sospechosas. Esta tarea podría llevar bastante tiempo, ya que seguramente también algunas huellas pertenecen a clientes de la firma que nada tienen que ver con el hecho.


Formá parte de nuestra comunidad de lectores

Más de un siglo comprometidos con nuestra comunidad. Elegí la mejor información, análisis y entretenimiento, desde la Patagonia para todo el país.

Quiero mi suscripción

Comentarios