Se profundiza la guerra comercial

La devaluación del Yuan, hizo retroceder definitivamente las negociaciones iniciadas en Japón, durante la cumbre del G20. La paridad con el dólar no se modificaba desde el año 2008. Estados Unidos anunció que pedirá la intervención del Fondo Monetario.



El precio de todos los commodities, incluidos el petróleo, la soja o los metales, así como la cotización de los principales activos financieros, y el posicionamiento de los países emergentes, todo ello, está atravesado de manera directa por la guerra comercial que desde hace ya más de un año, protagonizan los dos gigantes de la economía global, China y los Estados Unidos. Cada vez que la saga del conflicto ofrece un nuevo episodio, todas las variables de la economía internacional se ven afectadas de manera directa.
Esta semana no fue la excepción, cuando la apertura de los mercados en occidente se encontró con la noticia de la devaluación del Yuan. La paridad de siete yuanes por cada dólar, se mantenía intacta desde hace más de una década. La medida adoptada por Beijing, fue interpretada en EEUU como una forma de obtener una ventaja desleal respecto a la competitividad de los productos chinos.

La puja por el poder de la economía global, mantiene como rehenes a los mercados mundiales, e impacta de forma directa en los países emergentes.


De inmediato, el Departamento del Tesoro de los EEUU emitió un comunicado en el que afirmó que “el contexto de estas acciones y la inverosimilitud de la justificación de la estabilidad del mercado de China confirman que el propósito de la devaluación de la moneda es obtener una ventaja competitiva injusta en el comercio internacional”, al tiempo que advirtió que “se actuará con el Fondo Monetario Internacional para eliminar la ventaja competitiva creada por las últimas acciones de China”.
“Estamos hablando con China, pero no estamos listos para hacer un trato; veremos qué sucede” afirmó el Presidente Trump cerca del fin de semana cuando durante una rueda de prensa en la Casa Blanca. Se diluyen así definitivamente, los avances que se registraran durante la cumbre del G20, los que hacían suponer el fin del conflicto.


Comentarios


Se profundiza la guerra comercial