Se recupera favorablemente la docente con meningitis

Si bien permanece en la sala de terapia intensiva del Zatti, la paciente responde adecuadamente al tratamiento aplicado.



#

La docente está internada en el Zatti. (Foto: Archivo)

SOCIEDAD

Recuperación satisfatoria. En ese estado permanece la docente de esta capital que contrajo meningitis y que debió ser internada en la sala de cuidados intensivos del hospital Zatti de Viedma.

Si bien se trata de una meningitis bacteriana el germen que la produjo no es un meningococos, el considerado de mayor riesgo para la salud de las personas. Apenas certificado el diagnóstico, desde el ministerio de Salud en colaboración con el personal del Zatti y de Educación, se montó un inmediato operativo que consistió en convocar a los padres de los alumnos de las dos escuelas en las que dicta clases la docente para informarlos de la situación y distribuir medicación para los niños de segundo grado de una escuela y de sexto y séptimo de otra.

A modo de prevención también fueron medicados los familiares de la mujer y sus compañeros de trabajo.

El secretario de Políticas de Salud del ministerio rionegrino, Daniel Manoukian, confirmó el avance satisfactorio en la recuperación de la paciente y destacó que “no fue necesaria la suspensión de clases en las dos escuelas donde dicta clases la docente”.

Entre las medidas para prevenir esta enfermedad como otras recomendó la adecuada ventilación de los ambientes, sobre todo, de aquellos que comparten muchas personas.

Meningitis bacteriana .- Se trata de una infección seria que afecta el recubrimiento del cerebro y la médula espinal. Muchos tipos de bacterias pueden causar meningitis, pero los más comunes son neumococos, meningococo y HIB.

Si bien algunos tipos de meningitis bacteriana son más contagiosos que otros, cualquier persona puede estar expuesta a la bacteria que causa meningitis por contacto directo con secreciones de la nariz o garganta de una persona infectada. Esto puede ocurrir al besarse, toser, compartir utensilios o beber del mismo recipiente, etc.

Los síntomas de esta patología en niños y adultos se manifiestan a través de fiebre alta, dolores de cabeza y rigidez del cuello. Pueden incluir naúseas, vómito, sensibilidad a la luz, confusión y sueño.A medida que la enfermedad progresa, los pacientes pueden tener síntomas más serios tales como convulsiones, entrar en coma y hasta morir.

En relación a las medidas de prevención para evitar el contagio de esta enfermedad la principal recomendación es el lavado de manos de niños y adultos después de toser, estornudar, antes de comer y cuando las manos estén sucias. Las personas deben evitar compartir utensilios, bebidas o cualquier cosa que pueda propagar los fluidos de la nariz y garganta.

rionegro.com.ar con información de DeViedma


Comentarios


Se recupera favorablemente la docente con meningitis