Seguirán presos los detenidos por el brutal homicidio

Los dos jóvenes de 17 años detenidos por la violación y el crimen de una chica de 12 años en Tres Arroyos declararon y siguen presos. Confirmaron que la víctima murió ahogada.



BUENOS AIRES (DyN).- Los restos de la adolescente de 12 años que fue encontrada el domingo violada y asesinada en una laguna de Tres Arroyos, fueron inhumados ayer en un cementerio de esa ciudad del sur bonaerense, mientras los dos adolescentes detenidos por su presunta participación en el hecho fueron indagados por la Justicia y continuarán presos.

Los sospechosos, ambos de 17 años, fueron llevados al mediodía de ayer a los tribunales locales para ser indagados por el juez de menores Bernardo Bibel, quien dispuso que sigan arrestados.

Fuentes policiales informaron que alrededor de las 18, uno de los detenidos fue llevado a la ciudad de La Plata para ser alojado en un instituto de menores de máxima seguridad de la localidad de Abasto, mientras que el otro iba a ser trasladado a otra dependencia similar de Azul.

Los detenidos quedaron imputados por la presunta comisión de los delitos de “homicidio calificado en concurso real con abuso sexual gravemente ultrajante”, en calidad de coautores.

En tanto, en medio de profundas muestras de dolor, los restos de la adolescente fueron inhumados ayer a la mañana en el cementerio municipal de Tres Arroyos, en una ceremonia íntima de la que participó un reducido grupo de familiares y amigos.

El cadáver de la chica fue encontrado el domingo a la mañana por un remisero en el arroyo Orellana, debajo del puente de la avenida Libertad, junto al Parque Cabañas, con signos de haber sido golpeada y violada reiteradamente.

Según fuentes policiales, la chica había ido a una fiesta en la casa de un joven a la que había sido invitada. La muchacha habría tomado alcohol de más y uno de los asistentes a la fiesta -un adolescente de 17 años que tendría antecedentes penales- se habría ofrecido a llevarla en su ciclomotor Zanella 50.

Desde ese momento no se supo más de la chica, hasta que su cuerpo fue encontrado flotando en el arroyo.

En el marco de la investigación, el muchacho que la trasladó fue detenido y en un allanamiento en su casa se secuestraron prendas íntimas de hombre y de mujer con manchas de sangre, según fuentes allegadas al caso. También fue arrestado otro de los asistentes a la fiesta, aunque no se informó sobre las pruebas que lo involucrarían.

El juez Bibel dijo que los sospechosos “son imputables” y afirmó que “la pericia autopsial indica que la menor estaba con agua en los pulmones”, lo que confirma que murió ahogada.

“Eso indica que en principio estaríamos hablando de una persona con vida” al momento de ser arrojada al arroyo Orellana, manifestó el magistrado a radio Continental.

Por su parte, el jefe de la Policía comunal de Tres Arroyos, Carlos Alberto Faure, confirmó que “es más comprometida” la situación de uno de los dos detenidos, en referencia al chico que habría trasladado a la víctima en la moto.

Faure señaló que fueron secuestradas “prendas de la víctima” y expresó que “se les extrajeron muestras de sangre” a todos los menores que participaron de la fiesta “para futuros estudios de ADN”, explicó.

También confirmó que la chica había estado alojada “en un hogar de menores, porque su padre la golpeaba”.

El crimen volvió a conmocionar a una ciudad que aún recuerda el impune homicidio de Nair Mostafá, la nena de 9 años que desapareció de su casa el 31 de diciembre de 1989 y fue encontrada violada y asesinada poco después, lo que desencadenó una violenta pueblada.


Comentarios


Seguirán presos los detenidos por el brutal homicidio