Ser un ciudadano sustentable

El programa que lanzó Sancor Seguros propone una capacitación de personas en sustentabilidad, lo que les permitiría desarrollarse en armonía con su entorno natural y social.



1
#

2
#

3
#

4
#

5
#

Desde hace mucho tiempo Argentina está transitando una época de profundos cambios y transformaciones. Por eso diversas organizaciones sociales, empresariales y la sociedad misma comenzó a repensar una nueva manera de ser y estar en nuestra casa común, es decir nuestra tierra. En el último decenio, decir que hay que apuntar a “ser sustentable” se convirtió en el eje principal para repensar nuestra esencia en la diversidad de la vida y recuperar el valor de compartir, sentir y disfrutar. Pero sobre todo encontrar el camino para vivir en un mundo mejor y dejar a nuestras futuras generaciones principios y hechos para lograr tener un espacio limpio para poder disfrutar de los beneficios que nos da la tierra.

Para transformar nuestro pensamiento e inmiscuirnos en este camino, la empresa Sancor Seguros lanzó en mayo último un programa denominado “ciudadano sustentable”. Se hizo este plan pensando en que “esta campaña es un primer paso para de llegar a la sociedad con nuestro concepto, el cual alcanza tanto a funcionarios y empleados, como a intermediarios, clientes, proveedores y la comunidad conectada con nuestra gestión diaria. Es esta una propuesta global de nuestra visión como aseguradora, pensando en las futuras generaciones y en lo que esperamos de nuestro negocio”.

“Río Negro” entrevistó a la gerente de Responsabilidad Social Empresaria de Sancor Seguros, Betina Azugna. Luego de una capacitación realizada en la sede de la compañía en esta ciudad, explicó los alcances de este ambicioso programa.

P- ¿Qué significa ser sustentable?

R- Este programa transversal de Sancor Seguros se enfoca, a través de la gestión sustentable del negocio, en la búsqueda de un “ciudadano sustentable” visto desde la óptica de una aseguradora. Un ciudadano será sustentable para Sancor Seguros si cumple con cinco variables o dimensiones: 1) conciencia aseguradora y previsora, 2) fuerte cultura de la prevención, 3) estilo de vida saludable, 4) ética en su accionar y 5) preocupación por el ambiente.

P- ¿Cómo se logra que las personas tengan una cultura de la prevención?

R- Primero tiene que ser consciente de la importancia de estar asegurado. Además debe ser respetuoso de normas elementales como la de usar casco, ponerse el cinturón de seguridad –tanto él como sus acompañantes–, respetar las velocidades en la ciudad y en rutas, no pasar semáforos en rojo y cuidar que no se produzcan accidentes hogareños. Si se tiene una empresa se debe tener a sus empleados en condiciones óptimas de higiene y seguridad, entre los puntos más importantes. Acá también es importante que el ciudadano sea responsable de su salud, que tenga una nutrición saludable, que se haga chequeos médicos periódicos y que haga actividad física habitual.

P- ¿Cómo es el punto de partida de este programa desde la empresa misma?

R- Para llegar a la comunidad lo hacemos con esta campaña de ser sustentable, que se hizo pensando en este tipo de ciudadano. La idea es educar y capacitar a las personas sobre sustentabilidad, y se tiene que saber que no es algo que está lejos, sino que es algo que se puede hacer todos los días. No es sólo medio ambiente, es ética, es inclusión, no es discriminación, sino hay que respetar la normas”.

“El entorno vial va más allá del espacio para trasladarnos, es un espacio social de convivencia para desarrollarnos como personas”.

Uno de los ejes de la campaña es el programa “Rutas en rojo”.

“El productor agropecuario tiene las coberturas y los avances en tecnología satelital para asegurar su producción”.

La agricultura responsable está apoyada por campañas muy serias.

“La responsabilidad social de una empresa empieza por el compromiso con el desarrollo humano de sus empleados”.

Los clientes comienzan a juzgar a las empresas por su comportamiento social.

“Estamos dando talleres y charlas en todo el país. Además participamos en diferentes ferias en todo el país para que conozcan el plan”.

Betina Azugna es una de las responsables de la campaña de Sancor.

¿En este programa

hay multiplicadores?

La ética también

es importante cumplirla

Datos

“El entorno vial va más allá del espacio para trasladarnos, es un espacio social de convivencia para desarrollarnos como personas”.
“El productor agropecuario tiene las coberturas y los avances en tecnología satelital para asegurar su producción”.
“La responsabilidad social de una empresa empieza por el compromiso con el desarrollo humano de sus empleados”.
“Estamos dando talleres y charlas en todo el país. Además participamos en diferentes ferias en todo el país para que conozcan el plan”.
“Comenzamos con capacitar a nuestros empleados en conciencia ambiental, por eso vamos a llegar con nuestros productores de seguros, quienes son los que están en contacto directo con nuestros clientes y con otras compañía. Además también realizamos cursos para nuestros empleados y ellos luego serán los que trasmitirán esta inquietud a su familia, a sus amigos, y los niños de esa familia a su vez lo transmitirán en las escuelas y así… es como una cascada. En este tema debemos involucrarnos todos, empresarios, comerciantes, familia, jóvenes. Por eso apostamos a que se va crear conciencia de la importancia de ser sustentable. Debemos demostrarle a la gente que podemos ser sustentables”, explicó Betina Azugna.
Uno de los puntos de esta campaña es “la ética en el accionar de las personas”. Betina Azugna comentó que “este ítem está destinado a todos, debemos demostrarle a la sociedad que puede ser sustentable, que no es algo inalcanzable. En nuestros spots radiales se refleja lo que debe primar. En uno de ellos una mujer compra un mueble reciclado pensando en su compromiso con el medio ambiente, pero cuando su amiga le pregunta si le salió caro ella le respondió que no porque no le pedimos factura y ahorramos bastante. Eso no sirve, ¿por qué hacer una compra sustentable si se está invalidándola con la ética? Lo correcto habría sido exigir la factura, como es lo que corresponde para que nadie evada impuestos”.

Comentarios


Ser un ciudadano sustentable