Sigue grave el nene de dos años que sufrió quemaduras en Allen



ALLEN (AA).- El chiquito de apenas dos años que sufrió gravísimas quemaduras cuando ardió su vivienda ubicada en la zona norte de Allen, permanece internado bajo pronóstico reservado en una sala de terapia intensiva de Pediatría, en el sanatorio Juan XXIII de Roca. Según se informó, el pequeño permanece en estado grave debido a las lesiones que padeció y que le cubren el 40% de su cuerpo, al arder su vivienda.

El hecho, tal como se informó ayer, ocurrió el miércoles sobre el mediodía. Todo comenzó cerca de las 12, cuando las llamas empezaron a propagarse en el interior de una precaria vivienda ubicada en la colonia 12 de Octubre hasta el punto de no dejar ni rastros de todas las pertenencias que tenía la familia que la habitaba. Según se informó, allí vivía un matrimonio de nacionalidad boliviana junto a sus tres hijos: uno de cuatro años, otro de dos y un recién nacido.

Aparentemente, en el momento en que se inició el fuego, los dos chiquitos de 2 y 4 años estaban solos aunque al resguardo de un tío que permanecía próximo a la casa, ya que el padre se encontraba trabajando a unos 200 metros en un horno de ladrillos. La madre de los niños estaba en el hospital de Roca ya que el bebé recién nacido del matrimonio se encontraba internado.

Sobre las causas del siniestro se abrió una investigación judicial aunque, en principio, se presume que el incendio se habría desatado en forma accidental.

Según pudo reconstruirse, tras aparecer las primeras llamas el nene de 4 años pudo escapar rápidamente y no sufrió lesiones, pero su hermanito más pequeño quedó atrapado en medio del siniestro durante varios minutos, hasta que fue rescatado por bomberos voluntarios.

Según se informó ayer el pequeño tiene quemaduras muy graves en gran parte de su cuerpo y se espera con ansias su evolución. El informe médico dado a conocer en primera instancia indicó que el nene sufrió lesiones en el cuero cabelludo, en sus miembros superiores y en una pierna izquierda.


Comentarios


Sigue grave el nene de dos años que sufrió quemaduras en Allen