Sigue la incógnita por funeral de Videla

Su cuerpo permanece en la morgue. En Mercedes hay resistencia a su entierro



#

Centenares de mercedinos cuestionaron el entierro en la ciudad. La familia de Videla sigue en silencio.

DyN

BUENOS AIRES (DyN/DPA).- Cinco días después de su muerte, el destino de los restos del exdictador militar Jorge Rafael Videla (1976-1981) sigue siendo una incógnita y no se conoce públicamente si ha sido inhumado o no, mientras los deudos guardan silencio. Los dos cementerios de Mercedes, la ciudad natal de Videla, y tanto en el privado Cementerio Parque como en la necrópolis municipal informaron que no existía ningún pedido de entierro . “De todos modos la familia tiene acá dos bóvedas privadas y por eso no está obligada a avisar previamente. Basta con que llame media hora antes a la administración y al llegar pague la tasa municipal”, dijo un funcionario de la necrópolis. Centenares de personas repudiaron anoche el posible entierro de los restos del ex dictador durante un acto en la plaza principal de la ciudad natal del exdictador argentino fallecido el viernes en la cárcel. “Ni vivo ni muerto, que no descanse en paz”, “Apertura de los archivos de la dictadura”, rezaban algunos de los carteles que portaban los vecinos, además de pancartas con los nombres de desaparecidos mercedinos durante el régimen de facto . A las puertas del cementerio público, que funciona de 7 a 19 horas, persistía ayer una guardia periodística de fotógrafos y camarógrafos, deseosos por tomar imágenes si se produjese el ingreso del cortejo fúnebre del ex teniente general. Asimismo, el estudio jurídico Casabal Elía, que representó a Videla en varios procesos judiciales, informó que el abogado Adolfo Casabal Elía “no quiere tener contactos con periodistas”. Ayer, el letrado hizo público que la Justicia había autorizado la entrega del cuerpo, sometido a una autopsia en el Cuerpo Médico Forense, y que la familia no iba a pedir nuevas pericias. Pero no hay información acerca de si el cadáver ya ha sido retirado de allí o no, acaso en un intento de la familia por evitar muestras de repudio social. Videla murió el viernes, entre las 6 y 8.30 de la mañana, en su celda del pabellón de condenados y procesados por delitos de lesa Humanidad, que hay en el penal federal de Marcos Paz, donde cumplía una condena unificada a reclusión perpetua. Jefe del golpe de Estado del 24 de marzo de 1976, comandó la etapa más sangrienta de la represión ilegal, a la cual llamaba “guerra antisubversiva” . • Separado por reivindicarlo. El delegado de la Armada en San Juan Alberto Coccellato fue separado de su cargo, tras asegurar que Videla “cumplió con sus funciones” durante la última dictadura militar. El responsable de la Dirección de Relaciones Institucionales de la Armada provincial, Julio García, confirmó que Coccellato “fue relevado de su cargo, de manera temporal, hasta tanto haga sus descargos y clarifique su situación en torno a las declaraciones que realizó el día de la Armada Argentina en torno al rol de Videla”.


Comentarios


Sigue la incógnita por funeral de Videla