Sin avances en la investigación de incendios forestales

El Splif promovió cuatro denuncias penales durante la temporada estival para determinar origen y responsabilidades. Bajó la cantidad de focos pero se estima que es alta la intencionalidad.



1
#

2
#

Varios incendios pusieron en vilo a la comunidad. Fotos: Archivo.

JUSTICIA

La mayor predisposición de la justicia y la promoción temprana de denuncias ante cada incendio forestal que puso en riesgo viviendas y bienes no alcanzó para revertir las dificultades de investigación que impiden la identificación de responsables.

Tres siniestros de interfase grandes proporciones generaron alarma en la comunidad este verano y pusieron en marcha operativos conjuntos de vigilancia y rastreo de las causales que dieron un magro resultado. El más impactante fue el registrado el 1 de marzo en barrio Belgrano, que abarcó más de una hectárea entre el kilómetro uno de Bustillo, Salta, Tucumán y avenida Belgrano, redujo a escombros cuatro casas y afecto otras seis.

Poco después un incendio de grandes proporciones puso en vilo a los vecinos del barrio El Cóndor, en el este de la ciudad, arrasando con siete hectáreas de arbustos, árboles y pastizales en tierras de Radio Nacional Bariloche linderas con varios edificios de departamentos.

A estos le siguieron las 14 hectáreas de vegetación achaparrada que ardieron entre las casas del loteo Santa María del Ñirihuau y el barrio Las Chacras y los fuegos forestales del cerro Carbón, que encabeza la larga lista de siniestros de menor magnitud.

La jefa del Servicio de Prevención y Lucha contra Incendios, Patricia Montenegro, señaló a “DeBariloche” que detrás de cada gran siniestro concurrió a la fiscalía de turno a radicar denuncia pidiendo que se investiguen las causas, pero que ninguna de las cuatro presentaciones formalizadas tuvo un resultado positivo hasta el momento.

“Todavía no recibimos ninguna notificación de la justicia”, dijo la jefa de los brigadistas en Bariloche que consideró que “la mayoría de los focos fueron intencionales, salvo la quema descontrolada del Frigorífico Arroyo que fue por negligencia” y afectó a los vecinos de Las Chacras.

Montenegro señaló que la temporada que pasó fue “un año complicado” por la magnitud de los siniestros que comprometieron zonas muy pobladas de la ciudad, pero aclaró que “en las estadísticas se registra una baja importante de la cantidad de focos y sobre todo de la superficie afectada, lo que habla de la eficacia de nuestro trabajo”.

De acuerdo a los registros del Splif este verano se registraron 823 incendios y focos de distinta magnitud, con una superficie total afectada de 80 hectáreas. En el verano 2013-2014 se combatió un total de 971 siniestros forestales y de interfase.

La jefa del Splif recordó que “tuvimos años de 1800 focos” y compartió la preocupación por las sospechas de un alto grado de intencionalidad que sigue marcando el pulso en la ocurrencia de siniestros.

De hecho este martes se produjeron cuatro focos en el caso de la estancia El Cóndor, pese a las bajas temperaturas y la llovizna de la noche anterior, que se presumen intencionales y vinculados a un robo previo en ese lugar. Mientras que por la tarde volvió a arder la basura y las ramas acumuladas en la cantera municipal.

DeBariloche


Temas

Bariloche

Comentarios


Sin avances en la investigación de incendios forestales