Sólo para alimentos, una familia necesita $ 327

La canasta básica alimentaria aumentó 0,04% durante enero. La canasta básica total, por su parte, ascendió a 716 pesos



Una familia tipo necesitó de 326,95 pesos para satisfacer sus necesidades mínimas de alimentación durante el mes de enero, según informó ayer el Instituto Nacional de Estadística y Censos (INDECA).

Este fue el valor alcanzado por la canasta básica alimentaria (CBA) que elabora el organismo y una familia que está por debajo de ese nivel de ingreso es considerada indigente.

Según los datos difundidos ayer la CBA mostró una variación positiva de 0,04 por ciento, mientras que en el adelanto comunicado el martes 4 de febrero se había indicado que el alza era de 0,1 por ciento.

Para el mismo grupo, la Canasta Básica Total (CBT) -que establece el límite de la pobreza y además de alimentos incorpora la compra y utilización de un grupo de bienes y servicios- fue estipulada en 716,01 pesos.

Este monto significa un alza de 0,04 por ciento respecto de diciembre del 2003. Para el caso de una familia compuesta por un matrimonio y un solo hijo la CBA se ubicó en 258,18 pesos, mientras que la CBT fue de 565,40 pesos, según el Indec.

Para un grupo integrado por matrimonio y tres hijos, la CBA fue en enero de 355,52 pesos, mientras que la CBT

fue de 778,58 pesos.

Según el último informe del organismo, los alimentos y bebidas en general sufrieron un aumento de precios promedio de 0,4 por ciento.

Las frutas tuvieron el mayor aumento, 3,2 por ciento, que fue compensado por una caída de 3,5 por ciento en el costo de las verduras.

Las naranjas se encarecieron 13,6 por ciento, la manzana 9,8 por ciento y la banana 5,6 por ciento, mientras que hubo una suba de 2,6 por ciento en los duraznos en conserva.

Dentro de las verduras, la cebolla aumentó 28,4 por ciento y el zapallito 17,5 por ciento, pero el zapallo cayó 30,4 por ciento y la papa 10,5 por ciento.

Las carnes en general mostraron una disminución de 0,2 por ciento, a raíz de subas de 2,4 por ciento en el asado, 1 por ciento en carne picada y 0,7 por ciento en bifes angostos, contra una fuerte caída de 6,4 por ciento en el precio del pollo.

Las bebidas e infusiones subieron 0,8 por ciento, a causa de incrementos de 0,7 por ciento en no alcohólicas, 1 por ciento en alcohólicas y 0,9 por ciento en infusiones.

Los aceites se encarecieron 3 por ciento y desd que se abandonó la convertibilidad acumulan un alza de 237,2 por ciento, siendo el artículo que más aumentó. La leche se mantuvo sin cambios durante el mes de enero.

Los valores registrados en comparación con diciembre, en el caso de la CBA marca una desaceleración del crecimiento que se registraba desde octubre, con alzas que oscilaron entre el 1,07 por ciento y el 0,50 por ciento. Sin embargo, "cada punto de aumento de la Canasta Básica de Alimentos implica que 90.000 personas más caen por debajo de la línea de indigencia", destacó el titular de la consultora Equis, Artemio López.

Según el sociólogo, "con la suba de los alimentos los que resultan más afectados son los pobres que están apenas por encima de la línea de indigencia y que por lo tanto son muy sensibles a estas variaciones". Además, son estos sectores "donde lo que más pesa en el total del salario es la compra de alimentos".

Hasta ahora el Indec no informó sobre los niveles de pobreza e indigencia tomados de la Encuesta Permanente de Hogares (EPH), realizada en octubre y que tendrían que haberse difundido en diciembre, junto con la medición del desempleo. Por eso, sólo existen algunas aproximaciones privadas sobre los datos relevados en mayo y que daban cuenta que la pobreza impactaba sobre el 54,7 por ciento de los habitantes y la indigencia recaía en el 26,3 por ciento.

Con estos niveles, las proyecciones apuntan a que la pobreza rondaría el 53 por ciento y la indigencia al 25 por ciento.

 

(DyN/Télam)


Comentarios


Sólo para alimentos, una familia necesita $ 327