Suben aranceles para la importación de motos terminadas

Buscan incentivar el empleo y aumentar la producción. Importar partes será más barato.



#

El Gobierno, los fabricantes de motos y los representantes sindicales firmaron hoy un acuerdo de productividad para el sector mediante el cual se impulsará una rebaja del 20 al 10 por ciento en los aranceles para la importación de partes, con el objetivo de que sean ensambladas localmente, y se aumentará del 20 al 35 por ciento el gravamen aplicado al ingreso de motos terminadas de menos de 250 cc.

El convenio busca aumentar la integración de componentes locales en la fabricación de estos vehículos, como también la producción, el empleo y las exportaciones.

En un acto en el Palacio de Hacienda, del que participaron los ministros de Producción, Francisco Cabrera, y de Trabajo, Jorge Triaca, más el secretario de Industria, Martín Etchegoyen, se informó que pretende elevar de 500 mil a 800 mil los patentamientos anuales de motos en los próximos tres años, crear cuatro mil nuevos empleos y quintuplicar las exportaciones.

A partir de las modificaciones en los cuadros arancelarios -que hoy están en el 20 por ciento tanto para el ingreso de partes como de motos terminadas- se intentar elevar del “cinco al 20 por ciento en los próximos dos años el nivel de integración de piezas locales”.

Según se indicó, se pretender incrementar de 500 mil a 650 mil unidades el patentamiento de motos este año y llegar a las 800 mil en los próximos tres, a la vez que se busca elevar de dos a 10 millones de dólares los ingresos por exportaciones en los próximos cuatro años.

Cabrera sostuvo que “con los acuerdos sectoriales que ya firmamos con Vaca Muerta y los sectores automotriz, construcción, textil y calzado, y ahora con motos, estamos sembrando las bases para el crecimiento económico y del empleo por los próximos 20 años”.

El titular de la cartera de Producción destacó que “el norte que nos guía es la generación de empleo formal y la solución para el empleo las tienen las pymes” y agregó que “es muy importante (que se concrete) una reforma tributaria para que no haya impuestos distorsivos”.

Por su parte, Triaca puntualizó que “a través de la generación de trabajo, vamos a reducir la pobreza, que hoy alcanza a uno de cada tres argentinos, y vamos a incorporar a los jóvenes que no estudian ni trabajan”.

En tanto, Etchegoyen explicó que los fabricantes de motos deberán presentar al Ministerio de Producción un “plan de integración de partes” locales para los próximos tres años.

Además, destacó que “no queremos que haya un incremento en el precio de las motos” y comentó que actualmente el 65 por ciento de la producción se concentra en las provincias de Buenos Aires, Córdoba y Santa Fe. En cuanto al empleo, el convenio apunta a sumar cuatro mil nuevos puestos de trabajo a los cinco mil que actualmente tiene el sector.


Comentarios


Suben aranceles para la importación de motos terminadas