Sus ex alumnos realizarán homenaje

Mañana realizarán una ceremonia en el CPEM 69, una de las escuelas en las que Carlos Fuentealba enseñó Química y Matemáticas; también concurrirán alumnos CPEM 17. Los jóvenes organizadores indicaron que buscarán resaltar la figura solidaria y "de amigo" del docente.





Neuquén (Télam). El docente Carlos Fuentealba, quien murió luego de recibir el impacto de una granada de gas en la nuca, disparada a corta distancia por un policía, será homenajeado mañana domingo por sus ex alumnos.

La ceremonia se realizará a las 18 en el CPEM 69, una de las escuelas en las que Fuentealba enseñó Química y Matemáticas; a donde también concurrirán alumnos y ex alumnos del CPEM 17. Ambos establecimientos están en los barrios del Oeste neuquino, como se conoce al sector ubicado en los límites de la ciudad, a unos cinco kilómetros del centro, donde viven los vecinos más pobres y excluídos de la ciudad.

En diálogo con Télam, los jóvenes organizadores del homenaje indicaron que buscarán resaltar la figura solidaria y «de amigo» del docente, cuando aún permanecen costernados por lo sucedido. Uno de los chicos, de nombre Jeremías, señaló que Fuentealba «era muy bueno con sus alumnos, siempre se preocupaba para que no dejen la escuela». «Nuestras palabras no alcanzan para explicar lo que pasó y lo que sentimos, porque Carlos siempre estaba para ayudar al que tuviera problemas. La relación con él iba mucho más allá de la escuela», agregó.

Santiago destacó que «lo que más quería es que ninguno deje la escuela. En algún momento todos quieren dejar acá, porque trabajan o porque sí nomás, porque no quieren venir más». «Yo trabajo y un día le dije que iba a dejar la escuela, porque estaba muy cansado. El dijo que también estaba muy cansado, que tuvo que trabajar para llegar hasta acá, y que nunca dejó. Así iba ayudándonos a seguir», expresó. 

Para Mayra, Fuentealba «era un amigo más que un profe, y siempre tenía palabras para alentar. Ante cualquier problema, él siempre ayudaba». «Estábamos juntos cuando nos enteramos lo que había pasado, no lo podíamos creer», dijo.

El docente asesinado también enseñaba las materias a adultos, de noche, en el establecimiento que funciona en el mismo edificio del CPEM 69. Silvia Vázquez -alumna de esa escuela-, indicó que «Carlos no discriminaba, como sucede con otros. Si sos grande o si sos pobre, da lo mismo, para él la educación era una sola».  «Nos ha pasado que nos dicen 'ustedes ya están grandes para estudiar'. El en cambio decía que no importa la edad, sino crecer como persona. Quería una educación para todos y por igual», agregó.


Comentarios

Para comentar esta nota debes tener tu acceso digital.
¡Suscribite para sumar tu opinión!

Suscribite

Logo Rio Negro
Sus ex alumnos realizarán homenaje