Temen el efecto recesivo de Alemania 17-5-03

Estados Unidos reclamó a países miembros del G7 fomentar el crecimiento. En una cumbre que se desarrolla en Francia, reconocen que hay preocupación en Europa por el nivel de recesión que se registró en Alemania. Esto se debe a la apreciación del euro y al impacto de la guerra en Irak.

DEAUVILLE, Francia (Reuters/DPA).- En momentos en que Europa y Japón están al borde de una recesión, los ministros de Finanzas de las siete principales potencias mundiales comenzaron una Cumbre donde la prioridad será la manera de revivir el crecimiento global. El secretario del Tesoro de Estados Unidos, John Snow, llegó a la francesa Deauville con un mensaje claro para sus colegas de los otros países miembros del Grupo de los Siete (G7): "Ustedes deben hacer más para fomentar el crecimiento". Es que según cifras divulgadas ayer, Alemania -la más importante economía europea-, entró en recesión al registrarse un crecimiento negativo de su Producto Interior Bruto (PIB) durante dos trimestres consecutivos.

Asimismo, el gobierno de Japón anunció que su economía -la segunda más importante del mundo, y debilitada desde hace diez años- se estancó en el primer trimestre de 2003 con respecto al trimestre anterior, debido principalmente a una caída de las exportaciones. Según cifras oficiales, esta es la primera vez en cuatro trimestres que la economía japonesa dejó de crecer. Y, según los economistas, el efecto de la neumonía atípica en Asia sobre las exportaciones japonesas -que representan un 11% del PIB de Japón- podría provocar una contracción de la actividad económica en el segundo trimestre, lo que alimenta los temores de un estancamiento de la economía global.

Snow prosiguió su alocución manifestando que "aunque estamos tomando medidas en EE.UU. para tratar de lograr más crecimiento, y reconocemos que nuestra tasa de crecimiento de un 1,6 % para el primer trimestre no es adecuada, también queremos hablar con nuestros amigos acerca del hecho que sus tasas de crecimiento no son adecuadas", dijo Snow. El crecimiento en EE.UU., la mayor economía mundial, hasta ahora ha superado con creces el de la zona euro y el de Japón, cuyas economías se estancaron en el primer trimestre.

En comentarios dirigidos sobre todo a Japón y Alemania, Snow señaló que "reformas estructurales son particularmente importantes para liberar el potencial de algunas de nuestras economías". Su colega francés, Francis Mer, se mostró más confiado respecto al futuro, estimando que la reactivación de la economía mundial "será más fuerte que prevista", aunque llamó también a los países del Grupo a adoptar reformas estructurales para estimular "el motor económico mundial".

La reunión de Deauville se celebra además en un contexto de preocupaciones de los países europeos por el alza del euro respecto al dólar, que perjudica a los exportadores de la zona euro.


Comentarios


Temen el efecto recesivo de Alemania 17-5-03