Temor por el abastecimiento energético

El ex secretario de Energía y actual presidente del Instituto Argentino de la Energía (IAE), Jorge Lapeña, opinó que la comunicación de Repsol YPF de reducir sus reservas comprobadas en Argentina "viene a confirmar las preocupaciones que se ciernen sobre el futuro de la energía en el país".

Al respecto consideró que "el gobierno debe resolver cuanto antes de dónde importará gas para sustentar el crecimiento económico" y estimó que "Argentina volvería a ser importador neto de crudo en tres o cuatro años".

"La política energética de los años 90 no logró ser exitosa en la incorporación de reservas de hidrocarburos, y ahora puede acentuarse la situación de crisis sectorial que se insinuó en 2004 y 2005", agregó Lapeña.

El ex secretario de Energía durante el gobierno de Raúl Alfonsín remarcó que "en este contexto la Argentina redujo en los quince años que van de 1990 a 2005, de 30 años de reservas de gas natural, a apenas 9 años".

Este último dato resultó confirmado el jueves por Repsol YPF al señalar que como consecuencia de la revisión a la baja de sus reservas comprobadas "se redujo de 10 años a 9 la vida media de sus activos hidrocarburíferos".

"En un país cuyo 50 por ciento del consumo energético es gas natural, esta merma de reservas torna difícil sostener la política de crecimiento económico", consideró.

"No es sustentable una expansión de la demanda de gas natural basada solamente en la producción de yacimientos nacionales, y esta situación exige que la Argentina resuelva el problema de la importación del fluido", dijo Lapeña.

Además, señaló, "Argentina viene bajando su producción petrolera desde 1998, -48 millones de metros cúbicos contra 39 millones actuales-, y ahora se conoce la noticia de que la principal empresa dice que tiene 500 millones de barriles menos que los que creía tener, lo que nos pone en situación de importadores de crudo en un plazo de 3 a 4 años". (DyN)

Notas asociadas: Repsol procurará evitar caídas en la producción

Notas asociadas: Repsol procurará evitar caídas en la producción


Comentarios


Temor por el abastecimiento energético